HAVANA CLIMA

Reitera Cuba compromiso con defensa de orden internacional más democrático y justo

La Habana, 11 oct (ACN) Cuba reiteró su compromiso de continuar trabajando junto a la Organización de las Naciones Unidas y sus Estados Miembros en la defensa de un orden internacional más democrático y justo, que responda al reclamo de paz, desarrollo y justicia de todos los pueblos del mundo, señaló hoy el sitio web de la Cancillería cubana, Cubaminrex.

Según Leer más

Comparte:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Publicaciones

Artículos Relacionados

Apple presenta nuevos productos: AirPods con audio espacial, dos MacBooks y procesadores renovados

Los nuevos auriculares TWS de Apple llegan con hasta 30 horas de autonomía.Durante una presentación en línea en su canal de YouTube, Apple ha revelado este lunes sus nuevos productos, que incluyen dos MacBooks, procesadores de M1 Pro y nuevos AirPods, entre otros.

AirPods (3ra generación):

Sus nuevos auriculares completamente inalámbricos ofrecen este año hasta 30 horas de autonomía y soporte para ‘Spatial Audio’, su tecnología de sonido envolvente.
Además de la mejora en sonido, los nuevos AirPods vienen con cambios en el diseño y son resistentes al agua y al sudor, con certificación IPX4. Estas son las características de los nuevos auriculares completamente inalámbricos (TWS) de Apple.
Los AirPods 3 introducen algunas de las novedades que vimos con los AirPods Pro. Estos nuevos auriculares han mejorado los graves y las altas frecuencias, según describe Apple. Son compatibles con el codec AAC-ELD y prometen también una mejora en la voz a través de las videollamadas.
Se ofrece compatibilidad con “audio espacial” y Adaptative EQ, para modificar el sonido en tiempo real en función de cómo movamos la cabeza y cómo se adapten los AirPods a la oreja de cada usuario.
Dolby Atmos es otro de los añadidos de estos AirPods de tercera generación. Para la configuración con un toque, los nuevos AirPods repiten la funcionalidad que tenían anteriormente. Este año se añade un nuevo sensor de detección de la piel que distingue si los AirPods están en la oreja, en un bolsillo o sobre la mesa y detiene la reproducción cuando nos los quitamos.
Esta nueva generación de los AirPods ha renovado ligeramente el diseño, modificando ligeramente el ángulo de encaje con el oído y acortando el vástago (“palito”) que cuelga. Otro de los añadidos es la incorporación del sensor para el control que teníamos en el modelo Pro.
El cambio en diseño viene acompañado de certificación IPX4 para resistencia al agua y al sudor, tanto en los propios auriculares como en la base de carga.
A nivel de autonomía, los nuevos AirPods prometen una autonomía de hasta 30 horas con la base de carga o hasta 6 horas con una sola carga. Según los datos de Apple, con cinco minutos de carga se podrá disfrutar de una hora de autonomía.

MacBook Pro (2021):

MacBook Pro (2021): potencia, amor por los puertos y la sorpresa del notch en pantalla.
Los nuevos MacBook Pro de 14 y 16″ cuentan con los nuevos chips M1 Pro y M1 Max que les permiten dar un salto notable en el rendimiento de su CPU y sobre todo de su GPU en gráficos, pero los cambios están no solo en el interior, sino también en el exterior.
De hecho los nuevos portátiles cumplen las expectativas: se deshacen de la Touch Bar, pero además tenemos puerto HDMI, lector SD y un nuevo puerto MagSafe. Pero si hay una diferencia fundamental, esa es la pantalla, apenas sin marcos y que, eso sí, hereda el notch de los iPhone.

M1 Pro y M1 Max: los nuevos procesadores de Apple 

Apple acaba de anunciar el M1 Pro y el M1 Max, los primeros procesador de Apple silicon pensado para equipos profesionales, los nuevos MacBook Pro. Tiene tres veces el ancho de banda del M1, y es un 70% más rápido que el M1, anunciado en noviembre de 2020. Junto a él, Apple ha presentado el M1 Max, que tiene el doble de ancho de banda del M1 Pro, y llega con 57.000 millones de transistores, por 33.700 millones del M1 Pro.
M1 Pro y M1 Max: los nuevos procesadores de Apple.
(Con información de Xataka)
Vea además:
Apple presenta el nuevo iPhone 13

Leer más »

México será país invitado de honor de Feria del Libro de La Habana (+Foto y video)

18 de octubre de 2021, 21:37
México, 18 oct (Prensa Latina) El ministro de Cultura de Cuba, Alpidio Alonso, anunció hoy la condición de México como país invitado de honor a la edición 30 de la Feria Internacional del Libro de La Habana, prevista para febrero de 2022.

[embedded content]

Desde la Librería del Fondo de Cultura Económica Rosario Castellanos y en declaraciones exclusivas a Prensa Latina, el titular de la nación caribeña significó que ese es uno de los eventos más trascendentales y masivos en la isla, surgido por iniciativa del líder de la Revolución Fidel Castro.’La nación azteca posee una inmensa tradición literaria, sumado al amplio intercambio y relaciones entre ambos países desde hace varios siglos. Gracias a la disposición de México para formar parte de esa cita podremos acceder a su acervo pasado y contemporáneo’, reconoció Alonso.El funcionario recordó las múltiples expresiones de la feria, cuyo primer escenario es la emblemática Fortaleza de San Carlos de la Cabaña en La Habana y su recorrido por todas las provincias cubanas y la variedad de iniciativas como encuentros académicos, presentaciones de textos y conferencias impartidas por escritores.’Con esta invitación respondemos también a la solidaridad expresada históricamente por el pueblo mexicano, intensificada en estos días del Festival Internacional Cervantino, con sede en Guanajuato, y durante la visita del presidente Miguel Díaz-Canel Bermúdez, el mes de septiembre último’, aseguró.Igualmente, evocó la presencia de representantes de Cuba en el país norteño durante el siglo XIX, como el poeta José María Heredia, fundador del romanticismo en lengua castellana, y el escritor José Martí, admirado por la intelectualidad de la época.El ministro aludió asimismo a la permanencia del dirigente estudiantil Julio Antonio Mella, asesinado en el 10 de enero de 1929, y cómo prepararon desde aquí la expedición del yate Granma, cuya llegada determinó el comienzo de la última etapa de la lucha insurreccional en la isla.El titular denunció, asimismo, la campaña contrarrevolucionaria contra el sector de la cultura, en paralelo al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos, y se refirió a los planes de subversión orquestados por Washington con la compra de opiniones y la presión a intelectuales y periodistas.’Existe mucho dinero destinado a calumniar a la Revolución, a construir la narrativa de un país inestable donde acontecen cosas tremendas o existe un enfrentamiento con las instituciones. Nosotros realizaremos la Bienal de La Habana, en primer lugar, por un pedido de los propios artistas’, concluyó. msm/dgh

Leer más »

Alex Saab: la caída de un testaferro

LA HABANA, Cuba. — Una vez más se ha convertido en noticia el señor Álex Saab Morán. Nacido en 1971 en Barranquilla, Colombia, se hizo abogado, pero se consagró de modo preferencial a los negocios. Con el paso de los años renunció a la ciudadanía colombiana, adquirió la de Venezuela y también la de Antigua y Barbuda.
Tal vez gracias a su parentesco con Tarek William Saab, actual fiscal general del régimen de Maduro, don Álex corrió una suerte distinta a la de otros empresarios colombianos. Estos, cuando el régimen chavista logró lo que parecía imposible (hundir la industria petrolera venezolana), se vieron ante la perspectiva de no recibir el pago por sus suministros. En vista de ello, optaron por interrumpir sus vínculos comerciales con el arruinado país.
Con el jurista barranquillero sucedió lo contrario: cuando se encontraba al borde de la ruina en su ciudad natal, logró (con la probable ayuda de su primo Tarek) introducirse en los círculos privilegiados del caraqueño Palacio de Miraflores. Fue así como se convirtió en representante y portavoz (testaferro, lo llaman sus detractores) del régimen chavista en los negocios que este realizaba en medio mundo, a pesar de las sanciones impuestas por buen número de países prestigiosos.
Colegas consagrados al periodismo investigativo lograron esclarecer algunos de los negocios turbios en los que intervino el diligente Saab. Aunque este se querelló contra los informadores, en definitiva se pudo constatar que todo lo denunciado resultó ser rigurosamente cierto. No obstante, los colegas acusados tuvieron que optar por el exilio para eludir la feroz persecución chavista, de la cual se convirtieron en objeto predilecto.
El 15 de junio de 2020, durante la escala de un vuelo internacional que estaba realizando, el señor Saab Morán fue detenido en las islas de Cabo Verde. Esto se hizo a solicitud de las autoridades estadounidenses, las cuales lograron que la Interpol emitiera una alerta roja para su captura.
El arresto implicó un cambio radical en el estatus de don Álex: en apenas unas horas, el colombiano devenido venezolano dejó de disfrutar del discreto anonimato de un operador internacional de negocios oscuros (que es lo que conviene a alguien consagrado a esos turbios trajines) para convertirse en foco del interés de toda la prensa mundial.
Desde un inicio, el régimen de Caracas, consciente de los peligros que un Saab parlanchín podría representar para la falsa imagen de honestidad y pureza que desea proyectar a nivel tanto interno como planetario, se empleó a fondo en su defensa. Calificó de “arbitraria e ilegal” su detención, y alegó, cuando ya el negociante se encontraba tras las rejas, su supuesta condición de “agente diplomático”.
Hay que decir que las autoridades caboverdianas se demoraron todo lo que les dio la gana. El equipo de prominentes abogados del prisionero (en el que figura en lugar destacado el impresentable exjuez español Baltasar Garzón) formulaba una y otra vez pedidos y protestas que se repetían hasta el aburrimiento. La estancia del preso en el país insular africano se prolongaba, sin tener visos de cuándo podría acabar.
Por fin, este sábado se materializó la solicitud de extradición. La cadena chavista TeleSur, al dar la noticia, habló sólo del “secuestro” del barranquillero por parte de Estados Unidos. Con esto no sólo faltó a la verdad; también perpetró un delito de leso periodismo: quien no estuviera enterado de los antecedentes del caso, no podía saber que se trataba de la culminación de un trámite legal de más de un año de antigüedad.
Esa versión chavista y mentirosa de lo sucedido representa sólo un descaro más del abominable régimen de Caracas. Si afirman que el encierro de Saab bajo control norteamericano representa un “secuestro”, ¿entonces por qué no calificaron de modo análogo la privación de libertad que él sufrió durante un año y pico en poder de las autoridades caboverdianas!
Se trata —a no dudarlo— de otro intento más (y harto transparente, por cierto) de atribuir todas las calamidades que sufre la Patria del Libertador al “Gran Satán”. Esa mentirosa retórica del chavismo ha tenido trascendencia también en la política interna: so pretexto de la extradición, el régimen chavista ha anunciado la suspensión del diálogo que sostenía en Ciudad México con fuerzas de la oposición.
Hay que decir que los representantes de Nicolás Maduro en el recién mencionado proceso de negociación, pese al encierro que sufría el personaje, no vacilaron en anunciar la condición de “miembro de la delegación gobiernista” que —afirmaron— ostentaba Saab Morán. No hay que darle más vueltas al asunto: ses otra desvergüenza más de los chavistas.
El prestigioso diario español El País, en el titular de la información sobre el traslado de Cabo Verde a Estados Unidos del jurista-negociante, pone el dedo en la llaga: El chavismo afronta su golpe más duro en años tras la extradición de Saab. A lo que agrega en su bajante: “El Gobierno venezolano fracasa en su empeño de evitar la extradición del presunto testaferro de Maduro”.
Más allá de las poses histriónicas adoptadas para la galería por el gobierno de Caracas, a estas horas deben haber aumentado de modo notable las compras de antidiarreicos en las farmacias aledañas al Palacio de Miraflores. En apenas unas horas, se ha convertido en una apabullante realidad lo que, en medio de las dilaciones caboverdianas, parecía algo que no llegaría a materializarse nunca.
Ya se sabe que la justicia estadounidense goza de una notable flexibilidad en otorgar tratamientos preferenciales a acusados y testigos que hagan aportes valiosos al esclarecimiento de la verdad. ¡Y no digo yo si Álex Saab, participante directo en un montón de negocios turbios del chavismo, conoce secretos altamente comprometedores para el régimen despiadado que mantiene acogotado al noble pueblo de Venezuela!
ARTÍCULO DE OPINIÓNLas opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no necesariamente representan la opinión de CubaNet.
Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.

Leer más »

Machado Ventura: Trabajar, trabajar y trabajar, ese fue el consejo de Fidel (I)

A Fidel “le debo mucho: en la forma de trabajar, en cómo enfocar los problemas, era muy objetivo en sus análisis”. Foto: Estudios Revolución.Es un hombre de pequeña estatura, movimientos rápidos, y mirada incisiva. Respetado por sus compañeros de la Sierra, y por los nuevos, que ya integran varias generaciones, todos nacidos al filo o después de la Revolución que impulsó con las armas y con su ejemplo de trabajador incansable, Machado Ventura, como se le conoce, es uno de los grandes de la historia. No le gusta aparecer en primer plano, pero está atento a todo, y sus señalamientos críticos suelen ser certeros. Tampoco acostumbra a dar entrevistas. Cualquiera que no lo conozca creería que es un hombre de 70, quizá de 80 años. Pero el año pasado arribó a los 90.
La prensa contrarrevolucionaria concentra en él su odio: como es menos visible, fabrica una imagen tenebrosa. Pero cualquier interlocutor que se siente frente a él, encontrará a un hombre (me resisto a llamarlo anciano) que sabe reír, que ha participado con pasión y humildad en los más importantes acontecimientos históricos de las últimas seis décadas, y que, sin embargo, “no se cree cosas”, como dirían los muchachos de hoy.
Soy consciente de lo privilegiado que soy: a las puertas del 8vo. Congreso del Partido, cuando, dicho por él, “ya se va”, Machado Ventura me concede esta entrevista. Hablamos durante dos horas. No estamos en su despacho, sino en su verdadero lugar de trabajo: la larga mesa de reuniones de su oficina en el Comité Central, llena de papeles, que es donde se siente más cómodo.
La conversación salta de un tema a otro, a veces retrocede o se adelanta en el tiempo, pero he preferido dejarla así, porque el aparente caos expositivo tiene un orden secreto: Machado Ventura nunca pierde el hilo de la conversación, aun si introduzco un comentario o una pregunta no programada. Trae por escrito respuestas pensadas a mis preguntas, pero las abandona, y asume y acepta giros inesperados. Todavía no me he sentado y ya empieza a hablar, y debo apurarme con la grabadora. “En la Sierra –dice–, al principio, solo éramos tres médicos: Martínez Páez, que fue el primero que llegó, después Sergio del Valle y tras él yo, que llegué un mes o dos después. En aquel primer año en la Sierra solo éramos tres médicos”.
—¿Y el Che?
Bueno, pero el Che ya no ejercía como médico, tenía su columna (1). Claro, si te pasaba algo, sabía más que los demás y ayudaba, pero esa no era su función. Durante ese primer año, te hablo de 1957, en la Sierra no hubo más médicos. Y yo me fui con Raúl para el II Frente en marzo de 1958. Es decir, que en la Sierra quedaron solo Martínez Páez y Sergio del Valle. La Sierra recibió más médicos después de la huelga del 9 de abril, cuando se produjo la ofensiva de la tiranía. Algunos habían sido delatados y se unieron a la guerrilla, pero yo estaba ya en el II Frente.
Machado Ventura recibió, de manos de su jefe, el General de Ejército Raúl Castro Ruz, el título de Héroe del Trabajo de la República de Cuba. Foto: Granma.
—¿Usted conocía a Raúl de antes? Hábleme de los principales líderes de la Revolución.
No, no lo conocía. A Raúl lo había oído mencionar en la Universidad, pero no lo conocía. Y a Fidel tampoco: lo había visto algunas veces, cuando iba a la escalinata o caminando por la calle Infanta, cuando salía de mis clases de Química, pero no lo conocía.
Cuando estaba en la Sierra, bueno, ahí nos conocimos todos, no éramos muchos. Y hemos tenido relaciones de trabajo durante años. Cuando era el primer secretario del Partido en Matanzas, Fidel iba prácticamente todos los fines de semana a seguir el desarrollo de las vaquerías, de la genética, recorría todos esos lugares. Hablo de los años 68 y 69.
Después pasé a ser secretario del Partido en La Habana –que entonces abarcaba todo lo que es hoy Mayabeque, Artemisa, más la ciudad de La Habana–, era la época en que se estaban construyendo las Escuelas en el Campo y el trabajo era intenso. Casi todos los días me recogía para ir a San Antonio de los Baños, a Güira, bueno, a las zonas donde se concentraban las escuelas. Durante el trayecto conversábamos, y aparte de las orientaciones que nos daba, hablaba de otras cosas, de gente que conocía, preguntaba por lugares donde antes había estado, como Nueva Paz, donde hubo un campo de tiro, me narraba historias.
Tuve bastante relación con Fidel. Le debo mucho: en la forma de trabajar, en cómo enfocar los problemas. Era muy objetivo en sus análisis y sentías que detrás había mucho pensamiento, porque te daba la solución de cualquier problema enseguida; nosotros, yo, tú, nos tardábamos en llegar a la solución, pero él respondía de inmediato: debemos hacer esto. Y cuando comprobabas, veías que tenía razón. Era como si él lo hubiese calculado antes. No fallaba. Uno trataba de absorber lo que podía.
Con el Che también me relacioné mucho. Cuando yo era ministro de Salud Pública, él era ministro de Industrias, y las fábricas y los laboratorios de medicamentos estaban a su cargo. Cada 15 días nos reuníamos, porque escaseaban las medicinas, a veces los envases no tenían la calidad, les faltaba la tapa o la etiqueta. Era una etapa muy dura.
—¿Tenía un carácter difícil?
Sí, era difícil, pero era chistoso también. Hacía muchos chistes… Sí, era difícil, eso lo sabe todo el mundo, pero con razón, porque no te mandaba a hacer algo que él no fuera capaz de hacer. Predicaba, de verdad, con el ejemplo. Hay gente que predica con el ejemplo y no es tan así, no porque no tenga calidad el individuo, sino porque no lo puede hacer, no al cien porciento. Pero él trataba de que fuera así. Si era para comer y lo que había era un boniato, lo dividía a la mitad, no era un poquito más para él, era a la mitad. Era extremista en ese sentido. Pero él tenía sus chistes y era una persona con la que daba gusto conversar, porque era un hombre instruido y penetraba en la esencia de los problemas.
Conmigo jaraneaba mucho, como que era médico y siempre estaba bromeando sobre las exigencias que le hacían los médicos… Y con el tema de las medicinas teníamos encontronazos, porque él defendía sus producciones y yo le señalaba los defectos que tenían. Pero aquello terminaba bien, porque él como médico sabía realmente que no debía ser así y criticaba a sus compañeros. A menudo iba al Ministerio de Salud Pública a verme. Pero además, él influyó en los primeros meses para los cargos que ocupé, primero en la Sanidad Militar y luego como jefe de los Servicios Médicos de La Habana en el año 59. Yo no era el gran médico, era muy joven, había gente de más experiencia, tenía 28 años. Cuando Fidel me llamó en mayo de 1960 para hacerme ministro de Salud Pública, yo no me lo esperaba.
Fidel estaba en esos días enfermo, le había dado gripe, tenía una neumonitis, y estaba acostado. Me había llamado para entregarme el Ministerio. Yo le dije, “figúrate, esa gente me dio clases, o fueron mis jefes en las salas donde trabajé, ¿cómo voy a llegar yo de jefe?”. Yo no sabía lo que era ser Ministro de Salud Pública. Y, ¿sabes lo que me respondió Fidel?, nunca lo olvido: “lo que tienes que hacer es trabajar, trabajar y trabajar”. Ese fue su consejo y hasta donde he podido lo he seguido. Cuando llevaba tres, cuatro meses ahí, ya conocía el panorama, y tenía confianza. Es verdad que trabajé duro. Comprendí que había gente en aquella sociedad con mucho nombre, que cuando lo probabas no daba para nada.
—¿Usted estudió en La Habana?
Sí, ¿dónde si no? No existían más escuelas de Medicina en el país. La segunda, que fue la de Santiago de Cuba, la fundamos a pesar de que encontramos mucha oposición, porque dividía la poca fuerza de profesores existentes. Hubo que conciliar criterios. Después abrimos la de Santa Clara. Pero antes, solo existía la de La Habana.
En Cuba no existía salud pública, ni cuando nos quedamos con 3 000 médicos, ni cuando teníamos 6 000. No existía un esquema de vacunación. La primera vacuna que se administró de forma masiva fue contra la poliomielitis en 1962 y se hizo con la colaboración de los cdr, no había ni médicos ni enfermeros suficientes. La gente de Oriente, del campo, tenía que venir al Calixto García. Yo me encontré allá en la Sierra Maestra a la hija de una mujer que había operado en La Habana, era de Media Luna. Imagínate, para llegar hasta el Calixto García en La Habana tuvieron que vender las vacas, todo lo que tenían.
Esa era la salud pública que había en Cuba: los muchachos se morían de gastroenteritis, de una vulgar diarrea, no había forma de contenerla, ni sueritos para ponerles. Las clínicas privadas atendían a los que tenían dinero. En los primeros años de la Revolución se produjo una paradoja: los médicos se iban del país, y los indicadores de salud pública mejoraban todos los años, con medidas organizativas y una pequeña masa de médicos revolucionarios, no eran muchos, pero cada uno valía por diez. Si comparas los indicadores de salud del 60, con los del 61 y los del 62, verás que cada año eran mejores, y cada año, sin embargo, teníamos menos médicos.
Aquí vinimos a respirar cuando Santiago de Cuba y Santa Clara empezaron a graduar médicos. Porque los jóvenes que venían de otras provincias a estudiar en La Habana se quedaban en la capital. La mitad de los médicos del país estaba en La Habana y la otra mitad, fundamentalmente, distribuida por las capitales de provincia. En los pueblos podía haber uno, dos o tres médicos.
—Siendo usted Ministro viajó al frente de aquella primera brigada médica internacionalista que trabajó en Argelia…
Eso fue en 1963. Cuando se inauguró la nueva Facultad de Medicina, a la que se le puso el nombre de Victoria de Girón, los argelinos acababan de obtener su independencia de Francia, y Fidel anunció que los ayudaríamos, y les enviaríamos médicos. Imagínate, en aquel momento se estaban yendo nuestros médicos. Quedaban poco más de 3 000. Y yo allí oyendo aquello…
Reunimos 56 o 57, entre médicos y enfermeros, y los llevé, estuve dos meses con ellos en Argelia, recorriendo el país para ubicarlos, porque yo tenía que saber a dónde iban y qué iban a hacer. Estaba el problema del idioma de por medio, del árabe ni pensar, lo más que podían hacer nuestros médicos era hablar un poco francés, porque algunos argelinos con cierta cultura lo hablaban, pero el pueblo utilizaba, naturalmente, el árabe. Yo recorrí aquel país con mi homólogo argelino. En ese periodo el Che visitó Argelia, nos encontramos allá. Llegó unos días después que yo. En 1965 volví, pero ya iba a otra misión. Hice un recorrido por el Norte de África y estuve también en Egipto.
—¿Cuándo se encuentra con el Che en el Congo?
Eso fue en el mismo año 1965, pero después. A los dos o tres meses de aquel viaje es que se plantea mi encuentro con el Che. Yo debía trasladarle algunas instrucciones de Fidel, pero también porque Gaston Soumialot, un líder congolés de aquel movimiento, en una visita a Cuba, había pedido médicos para su país. Fidel me consulta y yo le digo que lo mejor es ir, valorar en el terreno y encaminarlo organizadamente. Yo tenía la experiencia de la Sierra Maestra y del II Frente. Además, ¡yo tenía ganas de ir también! Entonces Fidel me autoriza.
Fui con esa misión y con unos documentos que Fidel me dio para el Che, con algunas recomendaciones. El Che tenía su campamento cerca del Lago Tanganica, pero cuando llegué estaba para adentro, en el corazón de África, en Lulimba. Tuve que caminar durante 15 días para encontrarlo. Éramos tres o cuatro, con el guía. Llegamos de noche, muy cerca ardía un rancho, y como no sabíamos lo que pasaba y se escuchaban disparos (parece que el fuego activó alguna bala), nos acercamos con cautela. El Che nos recibió y enseguida me dijo: “oye, ¿te enteraste que te nombraron miembro del Comité Central?”, y agregó: «Fidel leyó una carta que le dejé». Yo no sabía nada. Él había escuchado la noticia por Radio Habana Cuba. Ahí me enteré que yo era miembro del Comité Central. Fíjate que en la foto de aquel Comité Central no estoy.
Él se alegró de verme. Nos pasamos casi toda la noche hablando. Estuve allí con él poco más de un mes. Nos movimos juntos por varios lugares. El Che estaba tratando de unir a los combatientes congoleses, porque había mucho tribalismo. Se apoyaban unos a otros según la tribu. Si yo estoy comiendo y eres de mi tribu, comparto lo que tengo. Pero si eres de otra tribu, ni te miro. Y después tú hacías lo mismo. Él había convocado una reunión con los jefes, con la intención de buscar la unidad. Tuve la oportunidad de participar en esa reunión. Por ahí hay una foto en la que aparezco. La impresión no fue buena.
El camino de regreso hasta la base de los guerrilleros en el Lago Tanganica duró otros 15 días. Y allí estuve detenido otro mes, porque había que esperar hasta conseguir un motumbo con motor fuera de borda para cruzar, y esquivar a una cañonera pequeña que trataba de impedir el paso de los hombres y los suministros que venían del poblado de Kigoma, en Tanzania. Cuando llegué a Cuba le di mi impresión a Fidel: no hay que mandar tantos médicos, porque los que estaban allí (con el Che había cinco médicos, uno de ellos era Octavio de la Concepción y la Pedraja, Tabito; a Tabito lo conocía desde el Calixto García, porque fue mi alumno y estuvo conmigo en el II Frente) me relataron los problemas que había. Yo le llevé un sobre que me entregó Fidel. Los días que estuve de paso en Francia dormía con aquel sobre grande cuadrado debajo de la camisa, como había frío… y no solté el sobre para nada A mí me parece, porque no lo vi, que Fidel le decía en su carta que, si aquello no tenía resultados, saliera de allí. El Che se resistía a la idea de salir, porque significaba un fracaso. El único que podía convencerlo era Fidel.
El joven José Ramón Machado Ventura se graduó de médico, en La Habana, donde estaba la única escuela de Medicina en Cuba, antes de 1959. Foto: Archivo de Granma.
Médicos guerrilleros de la Sierra Maestra, años después del triunfo revolucionario, se reunieron en el periódico Granma. Foto: Archivo de Granma.
Nota
(1) En su libro Un médico en la Sierra (1990), Julio Martínez Páez cuenta que el Che Guevara, al recibirlo, le anuncia la inmediata entrega de un “regalito”: “Aquí está el regalito, es mi instrumental de cirujano. Desde hoy dejo de ser médico para ser guerrillero. ¡Tú no sabes cómo ansiaba tu llegada!”.
(Tomado de Granma)

Leer más »

El extraño agujero negro en el medio del océano Pacífico

Imagen de la isla Vostok en Google Maps. Foto: Reddit.Una pequeña isla en Google Maps, cuyo interior parece una gran mancha negra, como si fuera un “agujero negro”, ha desconcentrado a los usuarios de redes sociales, que plantean distintas teorías sobre el porqué del color del interior del lugar.
En los comentarios de la publicación de la imagen, que fue publicada hace unos días por un internauta en Reddit sin proporcionar sus coordenadas, algunos usuarios sugieren que Google Maps, por una u otra razón, habría podido censurar el interior de la isla. “Mi primer pensamiento fue que estaba censurada. No tendría sentido que una formación natural fuera tan negra en un atlón/isla tan pequeño”, escribió un internauta.
Otros aseguran en broma que podría tratarse de la isla de la famosa serie de televisión Desaparecidos, cuyo nombre original es Lost. “Señores y señoras, han encontrado la Isla de Desaparecidos”, afirmó un internauta.
Finalmente, un usuario logró localizar la isla en Google Maps y resultó que se trataba de la isla deshabitada Vostok, en el área central del océano Pacífico, que forma parte de las islas de la Línea que pertenecen a la República de Kiribati. Está deshabitada, formada de coral, y la oscuridad que muestra se debe a que está completamente cubierta por árboles que miden unos 30 mts. de altura.
Imagen de la isla Vostok en Google Maps. Foto: Google Maps.
(Con información de RT)

Leer más »
 

Contáctenos

 

Si desea contactar NoticiasCubanas.com, el portal de todas

las noticias cubanas, por favor contáctanos.

¡Estaremos felices de escucharlo!

 

Con gusto le informáremos acerca de nuestra oferta de publicidad

o algún otro requerimiento.

 

contacto@noticiascubanas.com

 

Oferta


Si deseas saber como tu sitio de noticias puede formar parte de nuestro sitio NoticiasCubanas.com, o si deseas publicidad con nosotros.

 

Por favor, póngase en contacto para mas detalles.

Estaremos felices de responder a todas tus dudas y preguntas sobre NoticiasCubanas.com. ¡La casa de todas las noticias cubanas!

contacto@noticiascubanas.com


Sobre nosotros

NoticiasCubanas.com es la casa de todas las noticias cubanas, somos un sitio conglomerado de noticias en Cuba. Nuestro objetivo es darle importantes, interesante, actuales noticias sobre Cuba, organizadas en categorías.

Nosotros no escribimos noticias, solo recolectamos noticias de varios sitios cubanos. Nosotros no somos parte, solo proveemos noticias de todas las fuentes de Cuba, y de otras partes del mundo.

Nosotros tenemos un objetivo simple, deseamos brindarle al usuario el mayor monto de noticias con calidad sobre Cuba, y la visión que tiene el mundo sobre Cuba. Nosotros no evaluamos las noticias que aparecen en nuestro sitio, tampoco no es nuestra tarea juzgar las noticias, o los sitios de las noticias.

Deseamos servir a los usuarios de internet en Cuba con un servicio de calidad. Este servicio es gratuito para todos los cubanos y todos aquellos que estén interesados en las noticias cubanas y noticias internacionales sobre Cuba.

 

Términos de uso

NoticiasCubanas.com es gratis para todas las personas, nosotros no cobramos ningún cargo por el uso del sitio de ninguna manera. Leer los artículos es completamente gratis, no existe ningún costo oculto en nuestro sitio.


Proveemos una colección de noticias cubanas, noticias internacionales sobre Cuba para cualquier persona interesada. Nuestros usuarios utilizan NoticiasCubanas.com bajo el acto de libre elección y bajo su propia Responsabilidad.

Nosotros no recolectamos ningún tipo de información de nuestros usuarios, no solicitamos ninguna dirección electrónica, número telefónico, o ningún otro tipo de dato personal.

 

Medimos el monto de tráfico que noticiasCubanas.com recibe, pero no esperamos compartir esta información con alguien, excepto nuestros socios de publicidad. Nos regimos bajo las normas Cubanas en cada cuestión legal, cualquier aspecto no clarificado aquí debe ser considerado sujeto bajo el sistema Legal de Cuba.