Empresa

Jezz Bezos deja de liderar Amazon entre elogios a su liderazgo y una petición para que se vaya al espacio y no vuelva

Jeff Bezos, dueño de Amazon.
En 2004, Jeff Bezos y su asesor técnico Colin Bryar condujeron juntos hasta la ciudad de Tacoma, a una hora al sur de Seattle, en el estado de Washington.
En ese momento Amazon era ya una empresa multimillonaria. Sin embargo, se dirigían al centro de atención al cliente de Amazon, donde iban a pasar dos días como agentes de atención al cliente.
“Jeff atendía las llamadas él mismo”, sostiene Bryar. Recuerda que una queja sobre un producto en particular seguía llegando. “Los ojos de Jeff se abrieron de par en par”, dice.
Bezos estaba frustrado. Estaba claro que había algo que no funcionaba bien en el producto, pero no se había reportado. Más tarde, ese mismo día, envió un correo electrónico en el que pedía formas más eficaces de señalar los productos defectuosos.
Unos alaban la innovación de Amazon, pero los hay quienes critican su cultura de trabajo “machacante”.
En ese tiempo ha desarrollado una serie de principios de liderazgo inusuales, los cuales, para algunos, son la columna vertebral de su éxito. Otros, sin embargo, creen que hablan de todo lo que está mal en las grandes empresas tecnológicas.
Habla con cualquiera que haya trabajado en Amazon y no tendrás que esperar mucho para escuchar la frase “obsesión por el cliente”.
Para Bezos, el beneficio era una aspiración a largo plazo. Para que una empresa tuviera éxito tenía que tener clientes contentos, casi a cualquier precio.
Nadia Shouraboura empezó a trabajar en Amazon en 2004. Llegó a ser invitada a formar parte de la élite del equipo S de directivos de Amazon, la junta directiva senior. Pero cuando empezó, pensó que iba a ser despedida inmediatamente.
“Cometí el mayor error de mi vida durante el pico de Navidad”, cuenta.
Shouraboura había pedido productos clave para las estanterías del almacén que eran demasiado grandes. Se necesitaría tiempo y dinero para corregirlo.
“Se me ocurrió una forma inteligente de que perdiéramos el menor dinero posible y arreglar el problema de alguna manera. Pero cuando se lo comenté a Jeff, me miró y me dijo: ‘Estás pensando mal’”.
“Estás pensando en cómo optimizar el dinero. Arregla el problema para los clientes, y luego vuelve a mí en unas semanas y dime el coste”.
Críticas
El escándola por la evasión de impuestos del gigante Amazon es solo la punta del iceberg del problema en Estados Unidos. Foto: AP
Bezos tiene muchos críticos. El mes pasado, un artículo de ProPublica afirmó haber visto las declaraciones de impuestos de Bezos, y alegó que este no pagó impuestos en 2007 y 2011. Fue una afirmación sorprendente sobre el hombre más rico del mundo.
Otras historias negativas que se cuentan sobre Amazon tienen que ver con su crueldad y las acusaciones de comportamiento monopolístico no han ayudado a la reputación de Bezos.
Sin embargo, muchas personas que trabajan estrechamente con él no reconocen la caracterización de que es indiferente o egoísta.
La impresionante cantidad de información que Amazon tiene sobre nosotros (y por qué debería preocuparnos)
Para ellos es un visionario de los negocios, un hombre con un enfoque singular que ha creado una filosofía de trabajo legendaria y una empresa que vale casi US$ 1,8 billones.
A Bezos le gustan los equipos pequeños. Tiene una regla para que las reuniones sean productivas: asegúrate de que puedes alimentar a todo el grupo con dos pizzas.

Jeff Bezos deja hoy la dirección de Amazon: su patrimonio ronda los 200 mil millones de dólares.
Amazon ha sido señalada por no pagar horas extra, vigilar a trabajadores que buscan sindicalizarse y despedir a otros que expresaron preocupaciones sobre contagiarse de #COVID19. pic.twitter.com/LdaCBiVhUn
— AJ+Español (@ajplusespanol) July 5, 2021

Odia las presentaciones en PowerPoint y prefiere que los ejecutivos discutan los memorandos por escrito.
Para evitar que las personalidades dominantes tengan demasiada influencia, a veces hace una ronda por cada participante en una reunión y les pregunta qué opina sobre una cuestión.
Y la gente que le conoce asegura que le gustan los que presentan objeciones. Discutimos y nos gritamos, cuenta Shouraboura.
Todo se hace de manera muy abierta, las conversaciones se vuelven acaloradas y muy apasionadas. Pero es sobre el tema, nunca contra la persona, dice.
Jeff Bezos. Foto: Agencias.
Amazon tiene un conjunto de 14 principios de liderazgo. Uno de ellos habla de tener el valor para discrepar.
Y parece que Bezos quiere realmente fomentar esa cultura a un nivel superior. Los líderes no deben transigir en aras de la cohesión social, reza el principio.
Sin embargo, hay dudas sobre si esa filosofía se interpreta siempre correctamente al descender por la cadena de mando de Amazon.
En 2015, The New York Times publicó un artículo con afirmaciones sobre una cultura de trabajo machacante por parte de antiguos empleados.
Bezos es un fanático de la ingeniería, los inventos, las máquinas. Está obsesionado con las métricas, lo que no es un mal rasgo en el mundo de la logística. Pero los críticos dicen que esa obsesión tiene costes humanos, especialmente en los numerosos almacenes de Amazon.
Durante el intento fallido de los trabajadores de Amazon en Bessemer, Alabama, de formar un sindicato, hablé con muchos trabajadores que decían sentirse como un engranaje de una máquina. Otros describían la sensación de ser constantemente monitoreados.
Sin embargo, en los niveles más altos, el estilo de gestión de Bezos parece diferente. Le gusta que sus equipos tengan autonomía, lo que cree que fomenta la innovación.
Amazon Web Services (AWS), el asombrosamente exitoso servicio de computación en la nube, a primera vista no tenía mucho que ver con el negocio principal de Amazon: el comercio electrónico.
Sin embargo, Bezos respaldó la idea, dando a su empleado de confianza Andy Jassy la libertad, y el capital, para ir creando una empresa dentro de otra empresa. Bezos ve a Jassy como un emprendedor, no sólo como un gestor, una parte clave de por qué toma el relevo como sucesor de Bezos.
Es fácil ser valiente cuando eres una start-up, explica Shouraboura. A medida que creces es cada vez más difícil ser valiente, porque ahora arriesgas mucho. Él siempre fue muy valiente.
La gente que le conoce comenta que a Bezos le gusta abordar los problemas al revés. Es un proceso muy específico en Amazon, dice Bryar.
En la fase de planificación, los equipos hacen una línea de tiempo inversa: empiezan con lo que sería un lanzamiento y luego trabajan hacia atrás.
Lo primero que hace el equipo es escribir una nota de prensa, que suele ser lo último que escriben las empresas.

Wally Funk fue la mujer más joven en entrenar para ser astronauta en Estados Unidos. La NASA canceló el programa hace 60 años. Ahora cumplirá su sueño de viajar al espacio, y lo hará acompañada de Jeff Bezos pic.twitter.com/PUvjTlw7OA
— El HuffPost (@ElHuffPost) July 4, 2021

Esto juega con la visión que tiene Bezos del tiempo. Es algo en lo que piensa mucho. Ha instalado un reloj de US$42 millones y 10 000 años en una montaña hueca de Texas. Se supone que representa el poder del pensamiento a largo plazo.
Y para ser justos, Bezos siempre ha abordado los negocios pensando en el largo plazo. La gente cercana a él suele utilizar la palabra metódico para describir su obsesión por el cliente sobre los beneficios a corto plazo.
Siempre fascinado por los viajes espaciales, a finales de este mes pretende volar al espacio en el primer vuelo con tripulación realizado por su empresa Blue Origin.
Una petición para que no se le permita volver a la Tierra ha reunido casi 150 000 firmas. Pero, le guste o lo deteste, Bezos ha demostrado ser un líder extremadamente brillante y capaz, alguien que ha cambiado la forma de operar de las empresas de todo el mundo.
Vea además:
Elon Musk supera a Jeff Bezos y ya es el hombre más rico del planeta

(Tomado de BBC Mundo)

Continue Reading

Del sueño a la realidad: ¿Qué pasa con el pago de las utilidades?

¿Se esfumó el “mes 13”?, preguntaban no pocos. Otros se quejaban de que, faltando cinco días para junio, había empresas sin pagar las utilidades del primer trimestre. Y en el mejor de los casos, donde sí se repartió el dinero, decían que jamás aclararon cómo. Dudas e inconformidades escritas en comentarios en Cubadebate que, en primera instancia, sacan a flote debilidades en el vínculo entre administración, sindicato y trabajadores. Explicaciones ¿engavetadas?

Continue Reading

De la empresa filial a la UEB “autorizada”: Los nuevos conceptos en el panorama empresarial cubano

El pasado 7 de mayo la Gaceta Oficial publicó un compendio de normas jurídicas que puso en blanco y negro, para su materialización, medidas ya esperadas desde el año anterior en el sistema empresarial cubano. Son 15 nuevas decisiones, y la más “popular” —según comentarios en Cubadebate y preguntas y dudas en seminarios de capacitación—  es la distribución de utilidades a los trabajadores, ahora sin límites. Sin embargo, en aparente silencio están otros asuntos que definen, por ejemplo, el rumbo de las UEB, ahí donde se produce directamente y se generan las ganancias que todos esperan repartir.
El paquete legislativo trae cambios profundos para esas estructuras, sobre todo para aquellas que se mueven hoy dentro de “una camisa de fuerza”, “donde ya no caben”, dice Ivonne Rodríguez, directora jurídica del Ministerio de Economía y Planificación (MEP). Recordemos que en las transformaciones anteriores hubo empresas que quedaron rebajadas a UEB y ahora tendrán quizás la posibilidad de recuperar aquella autonomía perdida.
En diálogo con Cubadebate la directiva desmenuza las nuevas disposiciones que entraron en vigor tres días después de su publicación en Gaceta, “porque eran medidas anunciadas desde el año pasado y, por tanto, había que ser lo más expedito posible”.
De la lectura  »

Continue Reading