Cocina de Cuba

Uñas quebradizas y algunas recetas para mejorarlas (+ video)

Las uñas constituyen estructuras de defensa para proteger el dedo y ayudar a ejecutar tareas delicadas. En el pasado fueron el similar a las garras de los animales y cumplieron un papel importante en nuestra defensa, pero en el día de hoy tienen triple función: de exoesqueleto, de protección y de cosmética, principalmente por la función atrayente que desempeñan, tanto en las manos como en los pies. Aunque se recomienda no usar esmalte, pues las uñas no respiran, pero sí transpiran. Las uñas sanas deben de ser lisas, con brillo natural de color rosado, que tenga la lúnula y este bien delimitada la línea amarilla o de Renault que separa la placa ungueal del extremo libre.

¿QUÉ SON LAS UÑAS QUEBRADIZAS?

Son una de las alteraciones ungueales más comunes, sobre todo entre las mujeres, y pueden interferir negativamente en el ámbito de determinadas profesiones, además, dificultar ciertas actividades habituales como lavarse el pelo o vestirse. La aparición de esta alteración ungueal, conocida médicamente como onicosquicia, se caracteriza principalmente por la fragmentación constante de la uña a causa de diferentes factores que impiden o dificultan la formación, protección y cosmética de la lámina ungueal, la parte dura y la translúcida, y, por tanto, esta se fragiliza. Como consecuencia, las uñas se muestran rotas en capas y dan la idea de falta de crecimiento.

También debe tenerse en cuenta que esa fragilidad las vuelve más vulnerables frente a microorganismos oportunistas. Por tanto, se incrementa el riesgo de sufrir una infección por hongos o bien de tipo bacteriano en las uñas. En la mayoría de los casos, la onicosquicia tiene una causa multifactorial y, por tanto, puede deberse a diversos factores al mismo tiempo.

COMO PREVENCIÓN

Para evitar tener uñas quebradizas es recomendable aplicar los siguientes consejos:

Lavar los platos siempre con guantes —esto se aplica también a fregar los pisos, lavar las ventanas, etc—. Los artículos de limpieza contienen químicos que dañan la piel y las uñas. Además, estar en contacto continuo con el agua fría o caliente no es bueno para las manos.

No usar las uñas como herramientas, pues ellas no abren tapas, no son tijeras, no limpian superficies y no desprenden etiquetas. Para todas estas cosas se deben emplear los utensilios adecuados, pues esas pequeñas tareas cotidianas lejos de hacerles un bien, las debilitan.

Las uñas no se muerden ni se ponen en la boca, pues más allá de que no lucen bien mordidas o que estarás llevando todos los gérmenes de los dedos a la boca, estos malos hábitos hacen que las uñas se debiliten y ablanden. También las uñas se deben mantener cortas pues eso impedirá que se rompan o quiebren con tanta facilidad. Sería bueno no rasparse el esmalte cuando empieza a caerse porque eso debilita la superficie. Cuidado con los productos para uñas pues el quitaesmalte es muy agresivo. Por eso se debería limitar su uso a una vez por 96 horas y después retirar el esmalte con alternativas más naturales, como pueden ser almohadillas con aceites naturales.

También es recomendable evitar utilizar uñas artificiales o endurecedores, porque afinan la uña original. Además, al quitarlas arrancan parte de su superficie, lo que puede dar lugar a uñas quebradizas. Se recomienda a su vez no tenerlas siempre pintadas. Se debe hacer la manicura una vez a la semana, tanto en un salón de belleza o por sí misma en casa, sin olvidar una buena exfoliación, limado y hasta masajes con aceites esenciales, preferentemente de oliva extra virgen. No se deben cortar las cutículas pues son protección contra los gérmenes. Se deben reparar las uñas al instante, y si se te rompe una es conveniente hacerlo cuanto antes para que no pase a males mayores. Para ello se puede cortar o limar, aunque quede diferente al resto. Es necesario consumir más proteínas y ácidos grasos pues muchas veces las uñas están débiles porque al cuerpo le faltan nutrientes. Se debe incluir a la dieta carnes blancas, huevos y legumbres para añadir más proteínas. En el caso de los ácidos grasos se encuentran en los lácteos y los aceites.

DE QUÉ SE FORMAN LAS UÑAS

Las uñas están constituidas sobre todo por queratina, una proteína rica en un aminoácido llamado cistina, presente también en la piel y el cabello. La queratina sintetizada en las uñas es más rica en azufre que la queratina de la piel y cabello, pues ese mineral aporta la rigidez que le permite proteger los dedos. La uña también contiene pequeñas cantidades de calcio, hierro, y zinc.

Pero su flexibilidad es debido a unos componentes llamados “fosfolípidos”; son básicamente lipídicos y pueden asociarse a proteínas y otros compuestos para dar flexibilidad sin que la uña pierda resistencia. En el proceso de síntesis de la uña participan varias vitaminas como la A, C, E, vitaminas del grupo B incluida la biotina, y micronutrientes como el cobre y el selenio.

LAS UÑAS Y LAS VITAMINAS

Las vitaminas A, C, biotina y los otros componentes son necesarios en su justa cantidad para que la uña se desarrolle bien. Si sobran la uña saldrá igual de bonita, pero si no son suficientes la uña notará su falta y comenzarán los problemas. De hecho, se sabe de la importancia de los minerales y vitaminas para la salud de la uña en base a observaciones de pacientes con carencias, como son los anémicos, pues tienen uñas cóncavas. Las personas con carencia de ácidos grasos esenciales tienen uñas que se descaman, etc.

Con una dieta balanceada las uñas deberían crecer correctamente y no se debería necesitar ningún aporte extra vitaminas para ellas, pero algunas dietas muchas veces no aportan cantidades mínimas de algunos de los nutrientes mencionados y la síntesis de la nueva uña se ve afectada. Es por ello que las vitaminas para las uñas deben asegurar el aporte diario de vitamina A, vitamina C, y vitaminas del grupo B, de modo que siempre haya nutrientes a la disposición de la uña.

También se necesitan minerales como cobre, hierro, silicio o selenio, e incluso cistina, para hacer una fórmula más completa. Con estos suplementos se garantiza un aporte correcto de nutrientes, con lo que la uña crecerá sana y bonita. Estas vitaminas para las uñas se encuentran en frutas y verduras, estas últimas crudas, en la medida de lo posible; legumbres como lentejas, garbanzos, etc.; todo tipo de productos lácteos como leche o yogurt; el huevo; cualquier tipo de alimento rico en fibra como verduras de hoja verde, piña, etc. El calcio y el silicio son buenos suplementos para endurecer las uñas, y también el zinc y la cistina, que facilitan la síntesis de la queratina, un endurecedor natural de uñas, y los podemos consumir en una dieta balanceada.

RECETAS RECOMENDABLES PARA LAS UÑAS QUEBRADIZAS

Ingredientes:

-1 kg de calabaza

-1 papa mediana

-2 naranjas

-100 g de pan tostado picado en pedazos

-200 ml de agua

-1 cebolla pequeña

-1 diente de ajo

-Aceite vegetal de la mejor calidad posible

-Pizca de sal, opcional

-1 cucharadita de comino

-Hojas de cilantro fresco

-Perejil

Preparación:

-Poner a calentar un poco de aceite en una cazuela.

-Pelar y trocear la calabaza, la papa, el ajo y la cebolla. Rehógalos brevemente.

-Cortar las naranjas por la mitad, exprimirlas y verter el jugo a la cazuela. Cubrir con agua y aderezar con el comino y una pizca de sal. Cuece durante 15 minutos. Bate todo y reserva la crema.

-Reparte la crema de calabaza en 4-6 platos hondos y coloca encima los bocados de pan tostado. Decora los platos con unas hojas de perejil.

Lentejas con laurel

Ingredientes:

-250 g de lentejas

-1 tomate

-1 hoja de laurel

-3 dientes de ajo

-2 cucharadas de aceite vegetal de la mejor calidad posible

-Pimentón dulce

-Pizca de sal, opcional

-Pimienta

Preparación:

-En una olla calentar el aceite y añadir los dientes de ajo, cortados por la mitad y sin pelar. Cocinar a fuego lento durante unos minutos, cuidando que no se quemen. Cuando estén listos agregar un litro y medio de agua, el pimentón, la sal, la pimienta y la hoja de laurel. Subir el fuego y llevar a ebullición.

-Lavar bien el tomate, cortarlo en cuartos y añadirlo a la olla, seguido de las lentejas, que las habremos tenido previamente metidas en agua durante toda la noche o, como mínimo, durante unas horas. Dejar a fuego medio hasta que las lentejas estén hechas y la salsa haya reducido a nuestro gusto.

¡Buen provecho!

Lomo de cerdo relleno con huevo

Ingredientes:

 -1 trozo de lomo de cerdo de 1.200 o 1.500 gramos aproximadamente

 -2 huevos

 -1 cebolla

 -1 pimiento rojos asado

 -1 chorro de vino blanco

Preparación:

-Para comenzar poner los huevos en un recipiente apropiado, cubrirlos de agua y colocar al fuego. Cuando rompan a hervir dejarlos unos diez minutos más, retirar del fuego, les quitamos el agua caliente y los cubrimos con agua fría. Pasados cinco minutos pelamos y reservamos.

-Mientras tanto vamos revisando el trozo de lomo de cerdo y limpiando cualquier resto de sangre que pueda tener o algún exceso de grasa, especialmente en la base. Se coloca sobre la tabla de cortar y se le hacen cuatro o cinco cortes en horizontal, separados entre sí por al menos un centímetro, sin llegar a la base de la pieza, pero procurando ahondar lo más que se pueda.

-Cortar los huevos en láminas y hacerlos tiras a groso modo. Cortar con las manos los pimientos asados. Aderezar con un poquito de sal dentro de cada corte y pasar a rellenar la cinta de lomo con mucho cuidado y sobre todo con mucha paciencia, y poner poquito relleno en cada corte para que en todos los cortes haya pimientos y huevo, repartiéndolos para que en todos haya aproximadamente la misma cantidad.

-Se ata el lomo de cerdo relleno con huevo, apretando todo lo que permita sin deformarlo y espolvorear la superficie con una pizca de pimienta molida. Reservar. Pelar una cebolla y partirla en rodajas de un centímetro aproximado de grosor.

-En una fuente apta para horno poner la cinta de lomo rellena y atada y alrededor las rodajas de cebolla. Añadir por un lado un chorrito de vino blanco. Introducir el lomo de cerdo al horno precalentado a 180 ºC y hornear hasta que la carne esté hecha. Dependerá un poco de nuestra pieza de carne y nuestro horno, pero será aproximadamente entre una hora y una hora y media a lo sumo.

-Si se va a consumir el lomo de cerdo relleno con huevo y pimientos de manera inmediata esperamos al menos cinco minutos para cortar la cuerda y quitarla y así evitar quemaduras. Si lo prepara con antelación es recomendable esperar a que esté casi frío o al menos templado antes de cortar la cuerda y no tendremos que preocuparnos por las quemaduras.

Se puede recalentar perfectamente en el microondas, así que no hay problema en preparar la receta con antelación.

Potaje de col con judías blancas

Ingredientes:

-200 ml de frijoles blancos cocinados

-2 zanahorias

-300 g de papa

-¼ de col

-4 hojas de salvia

-Caldo de verduras preferentemente hecho en casa

-Pizca de sal 

-Pimienta negra

Preparación:

-Escurrir los frijoles blancos.

-Lavar las hojas de col, secar y trocear en tiras.

-Pelar las papas y las zanahorias. Lavarlas, cortarlas en cuadraditos y ponerlas en una cazuela cubiertas de agua. Sazonar con sal y pimienta, añadir caldo desmenuzado y las hojas de salvia y llevar a ebullición.

-Bajar el fuego y cocinar al mínimo hervor durante 10 minutos.

-Trocear y saltear las hojas de col en una sartén con 2 cucharadas de aceite y añadir a la cazuela en el último momento.

-Agregar los frijoles blancos escurridos y las hojas de col troceadas y cocinar por otros 10 minutos.

-Repartir el caldo con los frijoles blancos y las verduras en recipientes individuales. Servir caliente.

Rollitos de col rellenos de pollo

Ingredientes:

-5 hojas de col o lechuga

-1 pechuga de pollo

-1 hoja de laurel

-1 pimiento rojo

-2 zanahorias

-100 g de calabaza

-Pizca de sal, opcional 

-Salsa de tomate

-1 cucharada de salsa de soja

-1 cucharada de jugo de limón

-1 cucharada de miel

-2 cucharadas de agua

Preparación:

-Poner la pechuga de pollo en una cazuela. Añadir un poco de sal, una hoja de laurel y cubrir con agua.

-Tapar la cazuela y dejar cocinar a fuego medio durante 20-30 minutos, según el tamaño de la pechuga. Sacar del agua y cuando se haya enfriado deshilachar la pechuga con ayuda de un tenedor. Reservar.

-Mientras se cocina la pechuga preparar el resto de los ingredientes. Cortar el pimiento, la zanahoria y el calabacín en bastones muy delgados. Reservar.

-Coger las hojas más grandes de la col, también puede utilizarse lechuga, y quitar la penca del medio a cada hoja cortando con un cuchillo, es decir, la parte dura que va por el centro de la hoja. Quedarán dos trozos alargados de col y cada uno será para hacer un rollito.

-Extender un trozo de hoja de col y colocar en el medio unos bastones de verdura y un poco de pollo. Enrollar la hoja para formar el rollito. Cortar cada rollito por la mitad y poner en la fiambrera.

-En un bol mezclar los ingredientes, salsa de tomate, salsa de soja, jugo de limón y miel y verterlo todo encima de los rollitos en el recipiente de la fiambrera.

Ensaladas de naranja y aguacate

Ingredientes:

-1 aguacate

-1 naranja

-Jugo de 1 naranja

-1 cucharada de mostaza

-aceite vegetal de la mejor calidad posible

-Pizca de sal

Preparación:

-Pelar la naranja en vivo eliminándole la cáscara y la parte blanca. Sacar los hollejos y reservarlos.

-Para hacer la vinagreta se debe batir en un recipiente apropiado la mostaza con el zumo de la naranja y 3-4 cucharadas de aceite.

-Cortar el aguacate por la mitad, quitarle la cáscara y cortarlo en medias lunas.

-Unir en un recipiente los hollejos de la naranja, el aguacate y la vinagreta.

-Repartir la ensalada en 4 platos.

Sopa fría de aguacate con melón

Ingredientes:

-60 ml de caldo de pollo casero

-200 g de melón

-2 aguacates

-20 ml de leche

-½ cebolla

-Cilantro fresco

-Aceite vegetal de la mejor calidad posible

-Pizca de sal, opcional  

Preparación:

-Pelar los aguacates, quitarles la semilla y cortar en trozos.

-Pelar y cortar en trozos la cebolla. Poner una sartén al fuego con 2 cucharadas de aceite y la cebolla pelada y picada. Sofreír 5 minutos; retirar.

-Poner en el vaso de batidora el caldo de pollo, los dos aguacates, la leche, la cebolla sofrita y un poco de sal.

-Batir hasta obtener una crema homogénea poco espesa.

-Añadir un puñado de hojas de cilantro y aceite a la batidora; batir.

-Pelar y cortar en dados el melón.

-Servir la crema con un hilo de aceite, cilantro y el melón.

Continue Reading

Alimentos contra la fragilidad capilar y varias recetas (+ video)

Los capilares son los vasos sanguíneos más pequeños de nuestro sistema circulatorio, y, por ende, los más delicados. Ellos pueden afectarse por múltiples razones y romperse con facilidad, lo que se conoce como fragilidad capilar.

Estos pequeños vasos son de paredes muy finas, comunican las arterias y las venas e intercambian sustancias entre tejidos y sangre. Como son formados únicamente por una capa, ello permite el intercambio de sustancias entre la sangre y los tejidos que se encuentran a su alrededor. Al ser los vasos sanguíneos más pequeños son también los más delicados y pudieran debilitarse por diversos motivos, como enfermedades congénitas, deficiencia de vitamina C o degradación excesiva del colágeno en su estructura, entre otros.

La característica principal de la fragilidad capilar es la aparición de morados, moretones o cardenales, como se prefiera llamar, que evidencian una leve extravasación de sangre o derrame. Aparecen principalmente en la piel, lugar donde hay gran facilidad para que la sangre se extravase y forme hematomas. También pudiera ir acompañado de problemas de retención de líquido, debido a que este aumento de la permeabilidad capilar favorece que haya una salida y acumulación excesiva de ellos hacia los tejidos vecinos. Las principales manifestaciones son los puntos de sangrado en la piel llamados petequias, así como contusiones, que son más grandes que las petequias y varían de color. De una coloración azul morado, al paso de los días pueden volverse amarillas o café.

LO MÁS IMPORTANTE ES LA PREVENCIÓN

La prevención es fundamental para evitar los capilares rotos. Debemos seguir una dieta equilibrada para evitar el sobrepeso y evitar el sedentarismo, que también es una de sus causas principales. Además, hay otras razones relacionadas con nuestro estilo de vida, como la adicción al alcohol y el tabaco, el estrés o el uso de algunos medicamentos.

Por otra parte, también hay diferentes factores que pueden contribuir a su desarrollo, como pueden ser: herencia genética, problemas en la piel como la dermatitis, uso de cosméticos muy agresivos, ingesta de ciertos medicamentos, mala alimentación o utilizar prendas demasiado ajustadas.

Por lo tanto, es conveniente usar factor de protección solar al salir a la calle, evitar pellizcar un granito en la cara, tomar baños con agua demasiado caliente y la depilación con cera. Llevar una vida sana y hacer ejercicios aporta mayor elasticidad a los tejidos, los capilares, las arterias y los vasos sanguíneos. Lo importante es prevenir su aparición teniendo en cuenta estos factores de riesgo.

Los vasos capilares rotos, también llamados telangiectasia, son un problema muy común, sobre todo en pieles claras o que reciben cambios bruscos de temperatura. Esta dilatación capilar es muy frecuente en el semblante, la hendidura entre los senos o en las manos, así como en las piernas. Se produce cuando los capilares se rompen y provocan manchas de tonalidad rojo o púrpura.

CAUSAS

Los capilares rotos se forman cuando los vasos sanguíneos más próximos a la piel se dilatan. Si las venas o las arterias que suministran el flujo sanguíneo presionan más de lo normal, pues entonces los capilares se rompen. También pueden verse capilares dilatados debido a un aumento de la presión dentro de un circuito arterial, y esto dará como resultado vasos de un color más rojo.

TRATAMIENTO

Existen tratamientos costosos e invasivos como puede ser el láser, solo recomendado para casos graves y como última instancia. Pero se pueden utilizar tratamientos caseros. Uno de ellos es consumir más vitamina C, pues esta vitamina, según varios estudios, reduce la lesión de los vasos sanguíneos. La vitamina E es fundamental para fortalecer los capilares debilitados y mejorar la coagulación de la sangre. Los alimentos ricos en esta vitamina son en su mayoría de origen vegetal, como espinacas, brócoli o tomate. El complejo B también previene la fragilidad capilar.

ALIMENTOS PARA FORTALECER LOS VASOS SANGUÍNEOS

El brócoli es rico en vitamina E y puede evitar la formación de coágulos y reducir los niveles de colesterol en sangre. La cebolla ayudará a que los vasos sanguíneos estén saludables y elásticos y sus propiedades son mayores si se consume cruda. El tomate es una excelente fuente de nutrientes que protegen las venas y las arterias y además neutralizan la acción de los radicales libres. Pueden consumirse crudos, cocinados o salteados, donde igualmente se disfrutará de sus bondades. La naranja es un excelente remedio para limpiar los vasos sanguíneos y tenerlos más sanos. También el limón se puede consumir de la siguiente manera: poner ocho limones cortados en rodajas a hervir en un recipiente lleno de agua, trocear ocho cabezas de ajo y añadir al recipiente. Una vez se enfríe, se guarda el líquido resultante en un pomo de cristal, que se deberá guardar en el refrigerador. Para consumirlo, es necesario tomar 50 ml de la mezcla en ayunas durante 40 días seguidos.

RECETAS PARA PREVENIR LA FRAGILIDAD CAPILAR

Carne de lomo a la cebolla

Para los amantes de la cebolla, un plato en el que esta hortaliza es el protagonista absoluta. El lomo es la parte con menos grasa del animal. Le sigue el solomillo.

Ingredientes:

– 8 filetes de lomo bien desgrasados

– 2 o 3 cebollas blancas o moradas según preferencia

– 1 vaso de vino blanco

– Aceite de oliva, preferentemente virgen extra, a criterio

– Pizca de sal, opcional

– Pimienta al gusto

Preparación:

– Cortar la cebolla en rodajas muy finitas y ponerlas a dorar en una sartén junto con el aceite de oliva. Cuando estén doraditas, apartar.

– En la propia sartén cocinar los filetes para que se impregnen del sabor de la cebolla y, una vez bien cocidos, añadir la cebolla que está apartada previamente y el vino blanco.

– Cuando reduzca el vino blanco y evapore el alcohol, ya estarán listos para servir.

Puede acompañarse de arroz integral o ensalada variada de vegetales.

Ensalada de brócoli y aguacate con huevo

Ingredientes:

-1 brócoli grande

-1 aguacate

-80 g de hojas de espinacas

-cebollino, albahaca o tomillo fresco

-2 huevos

-1 limón

-1 cucharadita de mostaza

-1 cucharadita de vinagre

-2-4 cucharadas de aceite de la mejor calidad posible

-½ diente de ajo

-Pizca de sal

-Pimienta negra al gusto

Preparación:

-Poner a hervir los huevos, lavados previamente, durante unos 10 minutos desde el momento en que empiece a hervir. Escurrir y dejar enfriar un poco antes de pelarlos y reservar.

-Preparar un recipiente con hielo.

-Pelar el aguacate, retirar semilla y cáscara y cortar en gajos o medias lunas, rociándolo con zumo de medio limón.

-Lavar el brócoli con suavidad, cortar los ramilletes y guardar el tallo, si no se quiere usar en la ensalada. Las hojas son comestibles, no recomiendo retirarlas si no están muy dañadas. Cocinar al vapor dejándolo al dente, apenas unos minutos. Comprobar el punto de cocción para dejarlo al gusto, pero la idea es dejar un toque crujiente y que conserve su color. Enfriar colocando la cesta del vapor sobre el hielo.

-Picar o rallar el diente de ajo y hacer una vinagreta batiendo el vinagre, la mostaza, el aceite, un poco de sal y pimienta, con un poco de jugo de limón y una buena dosis de ralladura de su cáscara, sin llegar a lo blanco.

-Disponer en el fondo de la fuente las espinacas y repartir el brócoli y el aguacate. Añadir cebollino, albahaca o tomillo al gusto.

-Machacar los huevos y repartir por encima, mezclando con la vinagreta justo antes de servir.

En raciones más pequeñas se puede tomar como primer plato o sumarla a un variado de platos en una barbacoa.

Tortilla de cebolla y tomate

Para un saludable desayuno.

Para una porción.

– ¼ cebolla cortada en finas tiritas

– 1 tomate maduro pelado y picado en cuadritos

– 2 huevos

– Aceite de oliva, preferentemente virgen extra, a criterio

– Pimienta y orégano al gusto

– Pizca de sal, opcional

Preparación:

– Saltear la cebolla y el tomate en una sartén con el aceite de oliva, sazonar con pimienta y orégano, pizca de sal opcional

– Dejar a fuego bajo unos minutos, retirar y reservar

– Batir los huevos con la pimienta

– Terminar la cocción a fuego lento para que no se queme.

– Preparar la tortilla en una sartén y colocar encima la mezcla de cebolla y tomate, doblando por la mitad cuando la parte superior esté medio cocinada.

Se sentirá lleno de nuevas energías.

Muslos de pollo a la naranja

Ingredientes:

-2 muslos de pollo

-3 naranjas

-2 cebollas

-½ vaso de vino blanco

-1 hoja de laurel

-Unas ramitas de orégano fresco

-1 cucharada de miel

-Aceite vegetal de la mejor calidad posible

-Pimienta

-Pizca de sal

Preparación:

-En primer lugar, salpimentar los muslos de pollo y colocarlos en una cazuela con un poco de aceite bien caliente. Cuando los muslos estén bien dorados, retirarlos de la cazuela y reservar.

-En la misma cazuela donde hemos dorado los muslos, sofreír las cebollas cortadas en juliana. Una vez se encuentren bien transparentes, incorporar de nuevo los muslos y añadir el vino blanco. Subir el fuego y esperar a que se haya evaporado el alcohol del vino.

-Verter el jugo de las naranjas en la cazuela, añadir las hierbas aromáticas y dejar cocinar a fuego suave.

-Justo al final, y cuando los muslos estén bien blandos, añadir la cucharada de miel y remover para que quede bien disuelta en el caldo.

¡A comer! Para darle un aroma más agradable al guiso, añadirle la ralladura de una de las naranjas.

Sopa de tomate

Ingredientes:

-2 kilos de tomates frescos partidos en cuartos

-Dos cucharadas de aceite de la mejor calidad posible

-Una cebolla troceada

-Un vaso de caldo de verduras casero

-Unas hojas de albahaca

-Pizca de sal

-Pimienta negra

Preparación:

-Dorar la cebolla en un poco de aceite en una sartén y una vez lista agregarle los tomates con un poco de azúcar hasta que se conviertan en un puré.

-Añadir el caldo vegetal y pasarlo todo por la batidora.

-Decorar con unas hojitas de albahaca y un poco de pimienta negra.

Mermelada de naranja casera amarga o no

Ingredientes:

-3 naranjas para obtener alrededor de 500 gr de gajos de naranja

-200 gr de azúcar blanca

-25 ml de jugo de limón

Preparación:

-Lavar bien con agua fría las naranjas y secarlas con papel de cocina. Para aprovechar la cáscara, al momento de rallarla utilizar un guayo finito y lo más importante es no llegar a la zona blanca, sino solamente hasta la cáscara superficial. Si también se ralla la parte blanca eso hará que amargue la mermelada.

-Pelar la naranja y, si no quiere que amargue, retirar toda la parte blanca que se pueda. En cambio, si quiere conseguir una mermelada de naranja amarga no le quite por completo la parte blanca, aunque tampoco es necesario que le deje una gran cantidad para conseguirlo.

-Si los gajos tienen semillas, retirárselas cortando los gajos y extrayéndolos y colocarlos partidos en 3 o 4 trozos junto con la piel en una olla.

-Cocinar la naranja con su cáscara a temperatura media y cuando empiece a hervir bajar durante unos 30 minutos, removiendo de vez en cuando.

-Exprimir el limón y colar su jugo para que no contenga semillas.

-Añadir el zumo de limón y el azúcar y seguir cocinando a fuego suave durante unos 10-15 minutos o hasta que ya no esté muy líquida sino con una consistencia similar a la mermelada y teniendo en cuenta que cuando se enfría se espesa un poco más.

-Cuando ya se ha reducido bastante la naranja, se puede triturar la mermelada, aunque personalmente creo que queda mucho mejor con sus trocitos.

– Para darle un toque diferente puede aromatizarla añadiendo un palito de canela, unas vainas de vainilla, clavo o anís estrellado, o incluso añadir especias molidas como la propia canela o el cardamomo.

Y ya tenemos lista la mermelada de naranja.

Antes de que se enfríe guárdala en recipientes de cristal y espera a consumirla hasta el día siguiente. Te recomiendo realizar el proceso de conserva o bien guardarla en varios pomitos y congelarlos. En el refrigerador aguanta mucho tiempo. Es importante que al cocinar la mermelada no te pases de cocción para que no quede excesivamente seca pero que tampoco su textura final sea demasiado líquida.

Ensalada de pollo con limón y piña

Una receta nutritiva y original.

 Ingredientes:

– 450 gramos (1 libra) de pollo hervido y cortado en cuadritos pequeños

– 1 apio finamente picado

– 1 taza de maní tostado y finamente picado

– 1 cucharadita de mayonesa casera baja en calorías

– 1 ½ cucharadita de curry en polvo

– 2 o 3 cucharadas de jugo de limón recién exprimido

– 200 gramos (½ libra) de piña en trozos

– Pizca de sal opcional

– Trocitos de piña para decorar

Preparación:

-En un recipiente apropiado mezclar todos los ingredientes y revolver delicadamente para evitar que se deshagan.

-Refrigerar hasta el momento de servir.

– Se recomienda preparar con un día de anticipación y al servir decorar con pequeños cubitos de piña fresca alrededor de la bandeja.

Una preparación para repetir.

Papas asadas al limón

Las papas están de temporada y suelen ser uno de los complementos más usados en la gastronomía. Es el momento de probarlas con un toque cítrico.

Ingredientes:

– 3 papas medianas

– Aceite vegetal, preferentemente de canola o de oliva virgen extra

– Jugo de medio limón

– Pizca de sal, opcional

– Pimienta al gusto

– Perejil picado al gusto

– Pimentón dulce al gusto

Preparación:

– Se cortan las papas en lascas de 1 centímetro de grosor.

– En una bandeja de horno untar un poco de aceite y extenderlo bien por toda la superficie para evitar que se peguen las papas.

– Salpimentar las papas y colocarlas en la bandeja rociadas con el zumo de limón.

– Hornear a 200ºC durante unos 30 minutos.

– Antes de servirlas se le añaden el perejil, la pimienta, el pimentón y un chorrito de limón.

Son papas con un toque especial.

Continue Reading

Aerogastria o eructos y platos de cocina en su prevención (+ video)

Cuando se escucha un eructo, sobre todo muy sonoro, incomoda a todos, culpable incluido. Pero en realidad es un proceso del cuerpo completamente normal. Incluso, eructar tuvo su época de gloria cuando era un gesto de agradecimiento al cocinero. Eructar o regoldar se refiere a la emisión sonora por la boca de aire o gases que provienen del estómago.  La aerofagia es el acto de tragar aire, bien sea de manera voluntaria o involuntaria. Una persona puede tragar cantidades excesivas de aire al comer o beber demasiado rápido. También puede hacerlo al hablar y comer al mismo tiempo, al consumir goma de mascar, al chupar caramelos duros, al beber líquidos con una pajilla, al fumar, al utilizar prótesis dentales mal colocadas, al sufrir un ataque de ansiedad y sufrir hiperventilación. En la población general, hasta un 7% de personas padece de eructos excesivos o molestos. También existen personas que tragan y expelen aire en forma voluntaria porque tienen la capacidad de eructar a voluntad. También hacerlo en exceso es una conducta aprendida o hábito, que en sus comienzos pudo haberse relacionado con sentir algún tipo de alivio a síntomas de indigestión pero que ahora continúa en forma casi inconsciente. La aerofagia, solo consiste en la deglución espasmódica de aire y su posterior eructo, con la intención de aliviar la sensación de hinchazón o distensión abdominal. Es el acto de expulsar aire proveniente del estómago a través de la boca. Por lo general, se produce cuando el estómago sufre una distensión o expansión pues la persona ha tragado una cantidad excesiva de aire. Al eructar, se libera su exceso para aliviar la distensión. No hay nada más embarazoso que eructar después de una comida copiosa en presencia de otras personas.

Sus causas

Dependiendo de la causa, el eructo puede durar más tiempo o ser más estruendoso. Existen varias razones por las que una persona puede tragar más aire de lo normal. Entre las más frecuentes se incluyen comer o beber demasiado rápido, consumir bebidas carbonatadas o ansiedad.

Los bebés y los niños pequeños pueden tragar grandes cantidades de aire sin darse cuenta. Por eso es necesario hacerlos eructar poco después de alimentarlos con leche materna o maternizada para que expulsen el exceso de aire que hayan tragado durante la alimentación. En algunas personas es posible eructar cuando el estómago no está lleno de aire y suele ocurrir cuando el eructo se ha convertido en un hábito o en una manera de reducir algún malestar estomacal casi siempre después de una gran comida pues si bien el eructo solo permite aliviar el malestar que se produce al tragar aire, algunas personas suelen usarlo como una manera de intentar aliviar otras molestias abdominales.

Los alimentos

Algunos alimentos y bebidas también pueden aumentar la frecuencia de los eructos. Entre ellos, se incluyen las bebidas carbonatadas, el alcohol y los alimentos con contenido alto de almidón, azúcar o fibra que provocan gases, como los frijoles, las lentejas, el brócoli, los guisantes, la cebolla, la col, los platanitos, las pasas y el pan integral.

Los medicamentos

Existen varios medicamentos que pueden provocar eructos o trastornos que causan eructos. Entre ellos, se incluyen algunos laxantes y analgésicos donde se incluye a la aspirina pues su uso excesivo puede provocar gastritis, una afección que a su vez puede provocar eructos.

Las enfermedades

Entre las afecciones que pueden provocar eructos, se incluyen la enfermedad por reflujo gastroesofágico o trastorno que provoca el ingreso del ácido gástrico en el esófago y la gastroparesia también llamada evacuación gástrica lenta o trastorno en el cual los músculos de la pared del estómago se encuentran debilitados, lo que ocasiona un enlentecimiento de la digestión, pues los músculos del estómago son esenciales para impulsar el paso de los alimentos a través del tubo digestivo. Entre otras causas de los eructos, se incluye cuando la evacuación del estómago se produce antes de que su contenido se haya digerido adecuadamente; es más frecuente después de las cirugías de derivación gástrica o de las cirugías en las cuales se extirpa parte del estómago. Se debe prestar atención a defectos físicos que interfieran en la respiración y deglución normales, como pueden ser desviaciones del tabique nasal, obstrucción de la nariz, adenoides o rinitis.

Hay casos de emergencia

Los eructos como único síntoma, excepto que sean frecuentes o excesivos, no suelen ser un motivo de preocupación. Sin embargo, si la distensión estomacal se extiende en el tiempo y los eructos no la alivian o existe dolor intenso abdominal, se debe buscar atención médica de inmediato.

Los eructos normales no requieren ningún tratamiento. Sin embargo, si se tornan excesivos, es aconsejable consultar a un especialista para que explore las posibles afecciones que puedan estar causando el problema y el tratamiento dependerá de la causa.

Quien eructa con una frecuencia excesiva o si presenta distensión estomacal y no puede expulsar el aire acumulado, debe recostarse de lado o llevar las rodillas al pecho pues pueden ser de ayuda, manteniendo la posición hasta eliminar los gases. Cuando son excesivos, es importante consultar al médico y llevarle un registro de los alimentos que consume durante algunos días.

También es aconsejable no comer ni beber rápido, masticar despacio y evitar las bebidas carbonatadas y la goma de mascar si se presentan eructos excesivos, pues podrían empeorar el problema.

Su prevención

Si el eructo consiste en la expulsión del aire esofágico o gástrico por la boca, es debido a la relajación del esfínter esofágico inferior. Un eructo involuntario es normal en el período postprandial y es favorecido por determinados alimentos como café, chocolate o grasas, causantes de la distensión del cuerpo gástrico. Los eructos son una reacción natural del organismo, pero pueden controlarse si se evitan los factores que los desencadenan. Para evitarlos siéntese para comer y coma despacio pues esa agradable sensación que se produce cuando comemos, sobre todo si hay un buen apetito, puede perder su encanto cuando vienen las repeticiones y comenzamos a eructar; se debe evitar consumir goma de mascar, caramelos duros, bebidas carbonatadas y el alcohol, evitando situaciones que generen ansiedad y puedan dar lugar a una hiperventilación.

Algunos alimentos vuelven la digestión aún más complicada, como los lácteos, las grasas animales y algunas legumbres; en el caso de ingredientes como el ajo, el motivo por el que repetimos es por la cantidad de partículas volátiles que buscan su salida con el aire que exhalas.  Cuando vayas a cocinar con ajo pártelo a la mitad y notarás en el centro un pequeño germinado; debes retirarlo pues ahí se concentra la mayor cantidad de alicina, esa sustancia volátil que mata cualquier momento romántico al provocar un eructo sonoro y con mal olor. Existen algunos vegetales que también pueden causar estos problemas y entre ellos están los pimientos, los espárragos, los pepinos y los encurtidos. La cáscara de los pimientos es difícil de digerir para el cuerpo, por lo que te recomendamos quitarla cuando los cocines. Para esto puedes asarlos y guardarlos en una bolsa para que al sudar la piel se despegue. También el tomate causa acidez y puede ser indigesto provocando eructos, pues su piel es muy gruesa. No consumir las semillas y hervirlos antes de comer. Los alimentos fermentados para que hagan su trabajo y limpien tu flora intestinal deben consumirse. Al hacerlo expulsarán dióxido de carbono que saldrá en forma de eructo, pero es un eructo sano. En este caso sólo se recomienda no excederse en su consumo, pero sí disfrutarlo pues tampoco es tan grave la consecuencia. Hay quienes toman cerveza o gaseosas como agua, creyendo que así se les quitará la sed, aunque beber velozmente sólo hará eructar mucho más. Cuando se consuman bebidas carbonatadas, hacerlo despacio y tranquilamente, y así se evita que entre más aire al cuerpo y nuca beber directamente de latas ni botellas. Finalmente, no acostarse después de comer. Es mejor dejar un tiempo para hacer la digestión e incluso pasear un poco.

Recetas contra los eructos

Agua de fruta bomba con limón y jengibre

Ingredientes:

-1 fruta bomba grande

-2 limones

-1 ½ litros de agua

-Miel de abejas

-Jengibre al gusto

-Hielo

Preparación:

-Corta la fruta bomba en trozos y bate con 1⁄2 litro de agua, el jengibre y la miel, hasta que quede una mezcla homogénea

-Una vez licuado, agrega el resto de agua en una jarra con hielo y mezcla

-Agrega el jugo de limón, a tu gusto.

Puré de frijoles negros

Ingredientes:

-3/4 de litro de frijoles negros con caldo

-1/4 de litro de caldo de pollo, de carne o de vegetales, preferentemente hecho en casa

-1/4 cdta de comino

-1 cda de aceite de la mejor calidad posible

-Pizca de sal

Para adornar, agregar al gusto:

-Queso blanco fresco desmoronado

-Chorizo cortado en rueditas

-Cilantro bien picado

-Tortillas fritas en pedazos (opcional)

Preparación:

-Coloca los frijoles y el caldo en una batidora y bátelos hasta formar un puré. Puedes colarlo si quieres, pero a no ser que le vayas a dar a un bebé, no es necesario. Vierte el contenido en una cazuela mediana y agrega el resto de los ingredientes. Rectifica la sal. Caliéntalo a fuego bajo-medio unos 10 minutos, revolviendo a cada rato

-Mientras tanto, calienta un sartén a fuego medio y fríe ligeramente el chorizo en su propia grasa durante unos 5 minutos, moviéndolo a cada rato

-Sirve el puré caliente y adórnalo con el queso, el cilantro y el chorizo

Puedes usar frijoles de lata para hacer esta receta, pero te recomiendo escurrirlos, enjuagarlos y escurrirlos, sustituyendo el caldo de los frijoles por caldo de pollo o el que prefieras hecho en casa.

Puré San Germán

Ingredientes:

-2 tazas de chícharos, verdes o amarillos

-1 taza de calabaza en cuadraditos chicos

-1 taza de papa en cuadraditos chicos

-1 ají pimiento rojo

-1 cebolla bien picada

-1/2 libra de jamón

1/2 libra de falda de res

-3 cucharadas de aceite de la mejor calidad posible

-6 tazas de agua

-Pizca de sal

Preparación:

-Comenzamos lavando y colocando los chícharos en una olla de tamaño adecuado a la cual añadiremos agua de manera que tape los chícharos totalmente

-Conservamos la olla con los chícharos tapada y fuera de frío, dejando reposar al menos por doce horas para dar tiempo a que los chícharos se remojen y se ablanden un poco

-Al siguiente día, eliminamos el agua del remojo y le agregamos nuevamente agua fresca a la olla

-Añadimos también la carne de res cortada en pequeños trozos o cubos y el jamón cortado de la misma manera

-Llevamos entonces la olla al fuego y dejamos cocinar a fuego alto hasta que la preparación comience a hervir

-Retiramos la espuma que se forma en la superficie y agregamos la sal a gusto, bajando la intensidad del fuego a mediano y dejando cocinar ahora tapado hasta que los chicharros estén casi totalmente blandos

-Añadimos entonces la cebolla picada bien chica, las tres cucharadas de aceite, el ají pimiento rojo cortado en trocitos o cuadraditos chicos, la taza de papas peladas y cortadas bien chicas y la calabaza picada en pequeños cuadraditos

-Rectificamos de agua si hiciera falta y continuamos cocinando hasta que el resto de los ingredientes estén blandos y se integre al caldo.

-Retiramos la olla del fuego y dejamos enfriar un poco

-Ahora, pasamos la preparación por la batidora y la batimos, colocándola de vuelta en la olla

-Cocinamos por unos cinco minutos más, rectificando de sal si fuera necesario

Servimos caliente y llevamos nuestra receta de Puré de San Germán a la mesa adornando con perejil picado bien chico y acompañando con tostadas de pan.

Receta de hamburguesas de calabaza

Ingredientes:

-1 kilogramo de calabaza

-3 cucharadas soperas de avena

 -4 cucharadas soperas de pan rallado

 -2 huevos

 -1 diente de ajo

 -1 pizca de sal y pimienta

Preparación:

-Lava muy bien la calabaza para luego quitarle la cáscara y cortarla en trozos medianos. Si la encuentras demasiado sólida, hiérvela unos minutos, deja que se enfríe y procede a pelarla

-Ralla la calabaza entera con un corte entre medio y fino. Si no tienes este tipo de rallador, utiliza el que tengas en casa

-Agrega el resto de los ingredientes, es decir, el ajo, la avena, el pan rallado, el huevo, la sal y la pimienta

-Revuelve todo hasta que quede una mezcla uniforme. Si queda muy líquida, agrega más avena y pan rallado

-Forma las hamburguesas de calabaza más o menos del tamaño de tu palma de tu mano

-Calienta un poco de aceite en una sartén a fuego medio y cocina las hamburguesas de calabaza y avena durante 6 minutos aproximadamente por cada lado

-Cuando estén tostadas por ambos lados, estarán listas para servir

-Sírvelas con tu guarnición preferida durante el almuerzo o la comida. Acorde las recetas sanas, recomendamos acompañar estas hamburguesas con arroz hervido, una ensalada de espinacas o de tomate pelado y aguacate

Receta de fríjoles con carne molida

Ingredientes:

-250 gramos de frijoles negros cocinados

-150 gramos de carne molida

-Un chorizo

 -60 gramos de cebolla blanca

 -1 cebollino

 -3 tomates

 -1 pimiento rojo

-1 cucharadita de cilantro fresco

-1 cucharadita de comino

 -1 cucharadita de orégano

 -3 hojas de laurel

 -1 cucharadita de tomillo

-2 o 3 dientes de ajo

 -1 pizca de sal

 -1 pizca de pimienta

Preparación:

-El primer paso para realizar la receta de frijoles con carne es alistar los ingredientes

-Remojar en agua la noche anterior los frijoles para dejarlos durante 24 horas en remojo. Una vez pasado el tiempo, llévalos a una olla a presión y cocina hasta que estén blandos. Debes reservar el agua de la cocción de los frijoles, pues esta será la base de nuestra receta

-Lleva una sartén a fuego medio y, una vez caliente, adiciona una cucharada de aceite. Añade las cebollas finamente picadas y el tomate en cuadraditos finos. Sofríe durante algunos minutos

-Añade sal, pimienta negra y pasta de ajo al gusto

-Adiciona el pimiento rojo en cuadraditos y saltea bien el sofrito base de la receta de frijoles con carne

-Adiciona la carne molida e intégrala bien en el sofrito. Saltea durante algunos minutos y adiciona sal y pimienta negra al gusto

-Agrega el chorizo en cuadrados pequeños integra bien con el resto de los ingredientes

-Agrega el comino y el orégano a los ingredientes. Mezcla bien y prueba, si deseas puedes añadir un poco más de cualquier ingrediente que sea de tu gusto

-Añade en una olla honda los frijoles negros cocinados, batidos con su respectivo caldo de cocción y el sofrito del paso anterior con el resto de ingredientes. Agrega las hojas de laurel y tomillo y conserva a fuego lento el puré de frijoles con carne

-Sirve la receta añadiendo cilantro fresco encima de cada plato. Puedes acompañarla con arroz blanco o una ensalada fresca.

Hummus con menta y pimentón

Ingredientes:

-½ kg. de garbanzos hervidos

-1 diente de ajo

-Jugo de limón

-Kétchup

-Aceite vegetal de la mejor calidad posible

-Hojas de menta

-Pimentón dulce

-Pizca de sal y pimienta

Preparación:

-Escurrimos los garbanzos y los colocamos en un recipiente. Los aplastamos mezclándolos con el diente de ajo picado. Le añadimos las hojas de menta previamente lavadas y secas Agregamos una cucharada de jugo de limón y seguimos mezclando. Ahora, vamos vertiendo un chorrito de aceite, poco a poco. Salpimentamos al gusto y añadimos el kétchup

-Dejamos que se enfríe en la nevera. A la hora de servir, espolvoreamos el pimentón por encima

Puedes acompañar este hummus de un pan tostado y unas aceitunas, incluso con pimientos o tomates.

Continue Reading

Platos de cocina contra el mal olor del sudor (+ video)

La piel es el órgano más grande del cuerpo y nos protege del medio, regula la temperatura corporal, metaboliza la vitamina D y almacena agua y grasa. A través de ella, además, se pueden eliminar las toxinas en forma de sudor.

Sin embargo, al pensar en el sudor, se suele vincular a un olor desagradable y poco atractivo. Aunque no siempre huela mal el sudor. Aunque diferenciar entre el buen y mal olor de la traspiración corporal a veces puede resultar una tarea complicada pues cada cultura o raza presenta características que pueden hacer que varíe. Para una persona de Europa quizás algunos olores como las especias sean muy fuertes, mientras que, en otras culturas, donde estos condimentos se utilizan de forma habitual, no representan ningún tipo de molestia. La higiene corporal diaria nos ayuda a combatir las bacterias y los gérmenes que habitan a nuestro alrededor. No obstante, más allá de la higiene, algunos hábitos podrían conducir a la aparición del mal olor corporal, situación que interviene en la interacción con otras personas. Cada persona tiene un aroma distinto y existen diversas razones, siendo una de ellas el sudor. La sudoración puede verse influida por diversas razones, como el estrés, la ansiedad, el miedo, el ejercicio, las altas temperaturas, el nerviosismo, la ira y la fiebre. A veces, algunas personas simplemente producen más sudor que otras, sin importar su edad, perfil de salud general o su peso. El olor del sudor emite más que un simple aroma, pues también puede transmitir el estado de salud de una persona y su capacidad inmune e incluso puede influir en su capacidad de atraer a una pareja.

Alimentos en relación con el olor del sudor

El consumo de algunos alimentos puede provocar cambios en el olor corporal, pero si no se hace un consumo excesivo de determinados alimentos no tiene por qué haber repercusiones. Pero una dieta saludable, en la que no existan excesos o consumo exagerado de ningún alimento en concreto, el olor corporal no tiene por qué variar. En una dieta variada y equilibrada en la que se consuma una dosis adecuada de vegetales y frutas, y siempre que no se realicen actividades que requieran exceso de transpiración, no hay por qué tener problemas. Por ello, es imprescindible ingerir una cantidad adecuada de vegetales y frutas.

Los hombres emiten un olor más agradable al sudar cuando consumen más frutas y vegetales en lugar de otros alimentos.

Si se comen muchas frutas y vegetales que contienen potentes carotenoides, pigmentos antioxidantes naturales, se modifica positivamente el olor corporal. Muchos piensan que la alimentación puede afectar, positiva o negativamente, el olor del aliento, mas no modificar su olor corporal; sin embargo, estudios recientes demuestran que sí lo hace. Desde hace tiempo es conocido que el olor es un componente importante de la atracción, especialmente para las mujeres y ellas encontraron, básicamente, que los hombres que comían más vegetales olían mejor. Los hombres que tenían una inclinación por la pasta, las papas y el pan tenían un olor más fuerte y desagradable, incluso, en comparación con aquellos que consumían preferentemente frutas y vegetales. Aunque se opina que el sudor no tiene olor y que adquiere determinado aroma solo cuando entra en contacto con las bacterias de la piel, lo cierto es que los restos químicos de nuestra digestión pueden tener un impacto negativo en nuestro olor al emanar como sudor en función de cuál sea nuestra dieta pues tanto el olor corporal como el bucal varían en función de los nutrientes que ingerimos y que hacen que nuestra sudoración modifique su aroma. Esto no tiene nada que ver con mantener un nivel óptimo de higiene pues podemos bañarnos escrupulosamente y lavarnos los dientes después de todas las comidas, y sin embargo nuestro olor corporal se podrá modificar para mal en función de lo que hayamos comido.

El olor corporal también es una cuestión química que incluso varía en función del sexo. Todo tiene su explicación científica, pues la piel de las mujeres tiene más azufre, y esta sustancia al mezclarse con las bacterias se transforma en un compuesto llamado “tiol” que guarda un olor igual a la cebolla. De la misma manera, los hombres tienen en su piel un ácido que cuando entra en contacto con las enzimas que producen el sudor generan un olor similar al queso.

Alimentos a evitar para que tu cuerpo huela bien

Nadie quiere tener peste a sudor, pero lo que comemos puede tener un fuerte impacto en como olemos, ya sea el sudor, el aliento o los gases; determinados alimentos, consumidos en exceso, pueden producir olores desagradables cuando se suda mucho. Si seguimos una alimentación muy rica en proteínas puede reflejarse en nuestro olor corporal. Cuando se reduce la cantidad de vegetales, frutas, legumbres y cereales y en su lugar se consumen grandes raciones de proteína animal con el fin de saciarnos, el cuerpo puede llegar a un estado de cetosis donde transformará la grasa en energía en lugar de los azúcares o carbohidratos para seguir alimentando el cerebro. La cetona, un subproducto de la cetosis, se perciben en el aliento y en un olor no demasiado agradable del cuerpo, similar a fruta agria. El olor de los hombres que no habían comido carne, según el resultado de una encuesta realizada en un grupo de mujeres, resulto ser más placentero, atractivo y de menor intensidad. También las preparaciones culinarias con muchas especias, algunas de ellas como el comino o la cúrcuma, pueden alterar la fragancia natural del cuerpo.

En relación a los alimentos procesados y la comida basura o comida chatarra, tu cuerpo no puede digerir correctamente muchos alimentos procesados, pues no se encuentran en su forma natural. Esto quiere decir que el cuerpo necesitará mucho más tiempo para metabolizarlos, dando paso a su fermentación o putrefacción, cuyo olor puede salir por el sudor. Cuando no se consume suficiente fibra vegetal y no hay un tránsito intestinal regular, parte de las toxinas pueden liberarse a través de los poros de la piel. Además, los alimentos procesados por lo general carecen de clorofila, un elemento que actúa como agente desodorante a nivel interno, neutralizando los olores que podrías liberar a través de la piel o el aliento.

Los alimentos fritos al igual que los alimentos procesados, pueden provocar un olor corporal desagradable. Comer limpio y sano ayuda a limpiar el cuerpo, lo mismo que hace una buena hidratación.

Los alimentos y suplementos probióticos ayudan a mantener una buena flora intestinal que regula el tránsito intestinal. De este modo los alimentos permanecerán estancados en tu cuerpo durante menos tiempo.

El ajo y la cebolla al tener azufre, desprende el olor y sabor característico y fuerte que conocemos. Las sustancias llamadas sulfóxidos, si bien no son tóxicas, pueden pasar fácilmente al torrente sanguíneo y de ahí a los tejidos para ser excretados por los poros, incidiendo negativamente en el olor corporal.

Los hidratos de carbono refinados como el azúcar o el que se encuentra en alimentos refinados, aunque no se conocer las causas exactas se piensa que su alta toxicidad produce metabolitos en exceso que deben ser excretados por el sudor con determinado desagradable olor.

El café por sí mismo no produce malos olores en el sudor, pero si se abusa de él se produce un aumento de la transpiración, lo que puede evidenciar los malos olores provocados por otros alimentos. Es decir, actuaría como un potenciador del mal olor corporal.

Alimentos que mejoran el olor corporal

Hay alimentos que, además de actuar favorablemente en el aliento y el aroma general del cuerpo, reducen el olor del sudor. Vegetales como las espinacas, cilantro, perejil, alfalfa, lechugas y otras verduras de hojas verdes y el té verde tienen propiedades desintoxicantes y antioxidantes que ayudan al organismo a desechar toxinas, además actúan contra el mal olor en el sudor y el mal aliento.

Los cítricos como piñas, naranjas, mandarinas y limones hacen oler bien. Como el cuerpo las absorbe fácilmente, le brinda una forma rápida de mejorar su olor general. Los cultivos activos presentes en el yogurt reducen la cantidad de compuestos de sulfito que causan mal olor en el sudor. Se deben incluir en la dieta alimentos ricos en zinc, como los pescados, cereales integrales, semillas, huevo y vegetales verdes, así como magnesio y entre los alimentos ricos en este mineral se incluyen los vegetales de hojas verdes, pescado, legumbres, aguacates, plátanos, semillas, cereales integrales y el chocolate oscuro. También es recomendable el pescado blanco pues la digestión del pescado no libera los mismos olores desagradables que se liberan al metabolizar la carne roja. El apio ayuda al cuerpo a liberar feromonas, lo que lo hace más atractivo para el sexo opuesto.

Recetas contra el sudor con mal olor

Acelgas al vapor

Ingredientes:

-1 manojo de acelga, lavada en agua fría

-Pizca de sal, opcional

-2 cucharadas de hojas de perejil cortado

-Jugo de un limón o al gusto

-2 cucharadas de aceite de la mejor calidad posible (opcional)

Preparación:

-Quite las hojas de la acelga de los tallos gruesos y lave de nuevo. Póngalas a un lado en un tazón, todavía mojado. Rebanar finamente los tallos.

-Coloque los tallos en una cacerola grande y agregue suficiente agua hirviendo para cubrir el fondo de la cacerola. Hervir por 3-5 minutos o hasta que estén blandos. Escurrir y reservar.

-En la misma olla, agregue las hojas reservadas, con el agua con que se empapan ellas, una ½ taza adicional de agua fría y lleve a ebullición. Bajar el fuego, cubrir y cocinar de 2 a 3 minutos o hasta que las hojas se marchiten.

-Escurra las hojas verdes y exprima tanta agua como pueda. Enrollarlas en forma de pelota, rebane y rellene con los tallos reservados y el perejil.

-Exprima el limón sobre ellos para probar y espolvorear con el aceite.

Mezcle de nuevo.

Servir inmediatamente.

Ensalada de pollo con piña

Ingredientes:

-Un pollo hervido

-Una piña fresca

-Un limón

-Una lechuga

Para la salsa:

-Unas cucharaditas de aceite vegetal de la mejor calidad posible

-2 ramitas de apio

-Un poco de mostaza

-Jugo de un limón

-Una pizca de pimienta

Preparación:

-Empezamos lavando la lechuga y cortándola a trocitos según la cantidad deseada, para después hacer los mismo con la piña, las lavamos y las cortamos en cuadraditos

-Ahora pelamos el apio y lo rallamos, lo ponemos en la ensaladera y le añadimos el jugo de limón, una pizca de pimienta y la mostaza. Dejamos que estos ingredientes se maceren media hora

-Cuando ya tengamos el pollo hervido lo deshuesamos y cortamos la carne a laminas

-Incluimos todos los ingredientes en la ensaladera: el pollo a trocitos, la piña y el apio, y todo ello tendrá un agradable sabor a limón, mostaza y la tonalidad de las frutas incluidas, una ensalada tan sana como deliciosa.

Tortilla de hojas de remolacha

Ingredientes:

-Un mazo de remolachas con sus hojas

-Dos o tres huevo

-Pimienta al gusto

-Pizca de cúrcuma

-Dos o tres dientes de ajo

-Pizca de sal, opcional

Preparación:

-Como cualquier otra hoja verde, lávalas hasta que estén bien limpias y retira los tallos gruesos para consumir en crudo. Reserva estos tallos para el caldo concentrado que te proponemos más abajo

-Las cortas en juliana junto a los ajos y lo rehogas todo en la sartén

-En un recipiente adecuado bates los huevos y le añades pimienta y una pizca de cúrcuma. Añadimos las hojas de remolacha y el puerro, acabando de hacer la tortilla de hojas de remolacha en la sartén

Se puede hacer con hojas de espinaca

Filete de pescado con calabaza, berro y maíz

Ingredientes:

-Uno o dos filetes de pescado

-100 gramos de calabaza picada en cuadraditos

-2 tazas berros

-1 taza granos de maíz enlatado

-2 cucharadas aceite vegetal de la mejor calidad posible

Para el aderezo:

-Un ají pimiento rojo

-Dos dientes de ajo

-1 cucharada mostaza

-1/4 taza maní tostado y aplastados

-1/4 taza de aceite

-Sal y pimienta al gusto

Preparación:

Para el aderezo:

-Fríe el ají y el ajo

-Bátelo con la mostaza, el maní y el aceite de oliva. Salpimienta y reserva.

Para la ensalada con el pescado:

-Sella los filetes en una sartén y cocina por 5 minutos de cada lado

-Acomoda en un tazón la calabaza, el berro y los granos de maíz

-Coloca el filete de pescado encima y baña con el aderezo

-Sirve y espolvorea un poco del maní aplastado

Brochetas de pescado y piña

Ingredientes:

-200 g de filete de pescado

-2 rodajas de piña natural

-1 limón

1/4 cucharadita de vinagre

-1/2 cucharadita de pimentón dulce

-1/4 cucharadita de pimentón picante

-1/4 cucharadita de comino

-Pimienta negra

-Perejil y cilantro fresco

-Pizca de sal

-Aceite vegetal de la mejor calidad posible

Preparación:

-Cortar el pescado en pedazos de tamaño medio y disponer en un recipiente

-Mezclar 1 cucharada de aceite con el jugo de la mitad del limón, el vinagre, el pimentón dulce, el comino, una pizca de sal, pimienta negra y un puñado de perejil y cilantro frescos. Tapar y dejar marinar como mínimo 30 minutos en el refrigerador

-Cortar la piña, retirando el centro duro y la corteza. Cortar en cuadrados no demasiado pequeños y dar un golpe de pimienta negra y pimentón picante

-Escurrir el pescado y secar ligeramente con papel de cocina. Si queremos evitar que se desmonten las piezas de pescado al cocinarlo, podemos pasar la merluza ligeramente por harina de trigo

-Formar las brochetas alternando piezas de pescado y de piña

-Calentar un poco de aceite en una plancha o parrilla y cocinar las brochetas por ambos lados hasta que el pescado esté en su punto y la piña ligeramente dorada. Aliñar con un poco de jugo de limón y pimienta negra al gusto

Podemos servir las brochetas de merluza con piña acompañadas de una guarnición de arroz, papas asadas o cocinadas, verduras a la plancha o buena ensalada. Es un plato nutritivo pero ligero que podemos preparar tanto a la hora del almuerzo como en la cena.

Batido de col

Ingredientes:

-2 o 3 hojas de col, lavadas y cortadas

-¼ taza de tallos de perejil

-⅔ tazas de lascas de mango fresco o congelado

-1 cucharada de jugo de limón

-¾ taza de agua fría, o más si se necesita

-Hielo opcional

Preparación:

-En el vaso de la batidora se colocan las hojas de col picadas, el mango, el perejil, el jugo de limón y el agua con o sin hielo picado

-Todos se bate bien por espacio de dos o tres minutos y si queda muy espeso le puede adicionar más agua

Continue Reading

Alimentación con algunas recetas en la diabetes tipo 1 (+ video)

La primera parte de este artículo va dirigido a los niños y jóvenes con diabetes tipo 1; la segunda parte es para los padres del menor afectado.

La diabetes autoinmune o tipo 1 aparece cuando las células inmunes llamadas T auto reactivas atacan y destruyen las células que producen insulina del propio organismo, la hormona que regula los niveles de azúcar en sangre.

Hay cuatro pasos importantes que los niños y jóvenes que padecen diabetes tipo 1 deben seguir para mantenerse sanos: El primero es inyectarse insulina o usar una bomba de insulina siguiendo las recomendaciones médicas; el segundo es mantener una alimentación saludable y seguir un plan de comidas; el tercero, mantenerse activos mediante el juego o la práctica de ejercicios, y el cuarto es recibir, tanto los menores como los padres, una educación diabetológica adecuada. Los menores trabajarán junto a sus padres y los miembros del equipo de profesionales que está tratando su diabetes para diseñar un plan de tratamiento ajustado a sus necesidades. Quienes siguen el plan de tratamiento indicado se mantendrán sanos y podrán evitar problemas de salud posteriores.

LAS INYECCIONES DE INSULINA

En las personas que padecen diabetes tipo 1 las inyecciones de insulina son fundamentales para controlar la cantidad de glucosa, el azúcar, en la sangre. El cuerpo obtiene la glucosa de los alimentos consumidos. A través de la circulación sanguínea la glucosa llega a todas las células del cuerpo, pues la glucosa aporta la energía que las células necesitan para funcionar.

No obstante, las personas que padecen diabetes tipo 1 no producen la hormona llamada insulina. Sin insulina, la glucosa no puede ingresar en las células. Por lo tanto, permanece en el torrente sanguíneo y produce elevados niveles de glucosa en sangre. Quien tiene elevados niveles de glucosa en sangre se siente enfermo. En las personas que padecen diabetes tipo 1, hasta ahora la insulina es el único medicamente que puede lograr que los niveles de azúcar en sangre recuperen parámetros saludables. En una persona normal, el páncreas produce la cantidad necesaria de insulina para mantener los niveles de azúcar en sangre dentro de lo normal. Sin embargo, en una persona que padece diabetes tipo 1 el páncreas no produce insulina. Por ese motivo, necesita inyectársela o usar la llamada bomba de insulina.

Si alguien tratara de tomar la insulina por vía oral, los ácidos presentes en el estómago y los intestinos destruirían el medicamento y no surtiría ningún efecto. En la actualidad, las inyecciones de insulina no son dolorosas gracias a que las agujas son muy delgadas. Por otro lado, las bombas de insulina funcionan enviando insulina desde un depósito a través de un tubo delgado que se coloca debajo la piel y reduce la cantidad de inyecciones diarias necesarias.

UNA ALIMENTACIÓN SALUDABLE

Muchas personas creen que los niños y los jóvenes, por ser diabéticos, suelen tener limitantes a la hora de comer, pero el caso es que pueden comer de forma natural, siempre y cuando exista un control de familiares conocedores de por medio. Los niños y jóvenes diabéticos son muy sensibles a los alimentos en general y por eso deben tener una alimentación más balanceada y sana que la de cualquier otro niño. No hay alimentos prohibidos para la diabetes infantil, pero sí hay algunos que se deben controlar por precaución y algunos eliminados por completo. Es esencial que los niños consuman los alimentos en las cantidades recomendadas por su médico nutricionista. Es importante destacar que siempre debe ser un especialista en nutrición el que indique las mejores recetas o recomendaciones en cuanto a la comida.

Como parte de su tratamiento para la diabetes, quienes tienen diabetes mellitus tipo 1 deben llevar una dieta balanceada, que contenga una gran proporción de alimentos nutritivos, al igual que cualquier persona que quiera mantenerse saludable. Sin embargo, cuando los niños comen una mayor cantidad de ciertos alimentos no recomendables, quizá tengan que ajustar la dosis de insulina por haberse elevado la glicemia. Los carbohidratos simples, así como el pan y las pastas refinadas aumentarán los niveles de azúcar en sangre. Los niños y jóvenes que padecen diabetes tipo 1 deben seguir un plan de comidas. Puede ayudar programar lo que se come en el desayuno, el almuerzo y la comida, así como las meriendas. Esto permitirá controlar la diabetes con mayor facilidad. El plan también puede incluir los grupos de alimentos a incorporar en las comidas e indicar el tamaño de las porciones a consumir. Para quien padece diabetes tipo 1, su plan de comidas no debe incluir alimentos de los llamados de comidas rápidas o bebidas con azúcar. Quien desee llevar una dieta saludable, debe limitar o eliminar el consumo de estas comidas y bebidas. Consumirlas en demasía puede conducir a un exceso en el peso corporal o provocar otros problemas de salud a largo plazo, como enfermedades cardíacas, teniendo en cuenta que las personas que padecen diabetes ya pudieran estar en riesgo de sufrir estos problemas.

CONTROL DE LOS NIVELES DE AZÚCAR EN SANGRE

El único recurso que permite en el día a día comprobar la efectividad de las inyecciones de insulina y el plan de comidas es el control de los niveles de azúcar en sangre. La mayoría de los niños y jóvenes que padecen diabetes tipo 1 deben medir sus niveles de azúcar en sangre con un medidor de glucosa en sangre llamado glucómetro. Quienes padecen diabetes tipo 1 suelen necesitar medir estos niveles de tres a cuatro veces cada día. Algunos deben controlar los niveles de azúcar en sangre con mayor frecuencia. El glucómetro funciona con una muestra muy pequeña de sangre y al obtenerla con la pluma insulínica se sentirá como un pellizco. También sería recomendable utilizar un monitor continuo de glucosa. Este monitor es un dispositivo que se lleva encima como un reloj y que mide las concentraciones de azúcar en sangre durante todo el día, con intervalo de pocos minutos. Cuanta más cantidad de mediciones se hagan, más fácil será controlar los niveles de azúcar en sangre. Quien mantiene sus glicemias en parámetros adecuados se sentirá mejor y tendrá menos problemas en su salud a largo plazo. El médico de asistencia le hará saber tanto al paciente como a sus padres cuáles deben ser los niveles de azúcar en sangre y cuándo realizarse los chequeos.

MANTENERSE ACTIVO

Los niños y jóvenes que padecen diabetes pueden y deben jugar mucho, al igual que otros niños. El ejercicio forma parte del plan de tratamiento para la diabetes, pues ayuda a prevenir problemas de salud en el presente y a largo plazo. Sin embargo, como los niveles de azúcar en sangre pueden modificarse durante el ejercicio, los jóvenes pacientes deben saber cómo manejar este cambio. La lista de actividades que podría realizar el niño o el joven con diabetes tipi 1 son la natación, la bicicleta, correr, el fútbol y otras actividades que demanden un esfuerzo físico adicional, pues son recomendables. Sin embargo, antes de anotarlo en alguna actividad se debe consultar con su endocrinólogo pediatra. El médico de asistencia orientará sobre qué hacer antes, durante y después del deporte. Pueden decirte qué hacer y cómo hacerlo a quien no se sienta bien mientras está jugando. Sin embargo, con la adecuada combinación de una dieta saludable, controles de azúcar en sangre y la dosis de insulina necesaria, se puede mantener activo y sentirse bien.

PARA LOS PADRES

Los padres, así como también los maestros y demás familiares deben tratar al niño diagnosticado con diabetes con normalidad y no hacerlo sentir “especial” o tener consideraciones exageradas con él, ya que la responsabilidad, la toma de conciencia de su condición y la actitud proactiva del niño frente a la diabetes contribuirá a su control.

Es recomendable que los padres junto con el niño o adolescentes con diabetes tipo 1 lleven una libreta como diario de un control de sus actividades cotidianas, para calcular diferentes aspectos y anotar allí el nivel de glucosa en la sangre, horarios de comida, actividades físicas o cualquier evento de interés. Sobre todo, llevar en este cuaderno un registro de los días en los que ocurrió algún suceso altamente favorable o desfavorable para la salud del niño.

Se le debe otorgar determinada independencia al hijo, hacerlo responsable de su tratamiento y celebrar juntos los avances en su salud. Los psicólogos recomiendan que el niño asuma el control de sus niveles de azúcar en la sangre, inyección de su insulina y controles de comida de forma progresiva a partir de los 8 años de edad. Los pediatras especialistas en diabetes recomiendan consumir de 5 a 6 comidas diarias y administrar la insulina tras la ingestión de un plato balanceado que contenga los nutrientes necesarios. Solo el médico es quien puede determinar con precisión la dieta que debe seguir el niño de acuerdo a su estatura, peso o actividad física, para mantener controlados sus niveles de glucosa.

LOS ALIMENTOS ADECUADOS

La ingestión de carbohidratos y proteínas es fundamental. Las verduras verdes y naranjas son fundamentales en su alimentación, al igual que las frutas. Se le debe enseñar al niño a preferir una ensalada de frutas por encima de una cuña de cake u otro alimento con alto contenido de azúcar. Se deben preparar en casa platos con creatividad a base de estos alimentos y siempre contar en el refrigerio con estos aliados. Los dulces son tentaciones en las que el niño podría caer, sin embargo, desde los primeros momentos se le debe hacer consiente de los riesgos que esos alimentos implican.

LAS COMIDAS

Toda la familia se podrá beneficiar de la dieta balanceada del niño con diabetes, pues la pudiera utilizar de la misma manera. En general, se trata de consumir alimentos sanos y a la hora adecuada. La madre o quien cocine debe elegir modos de cocción de alimentos al vapor, plancha, horno y reducir la ingesta de grasas saturadas en el hogar. Entre los alimentos se debe reducir, y si es posible eliminar, el consumo de grasas saturadas y trans y seleccionar carnes magras, aceites de oliva preferentemente extra virgen y pescados ricos en ácidos graso Omega 3. Evitar que los niños con diabetes ingieran golosinas con azúcar, miel y edulcorantes artificiales.

Algunos productos especiales para diabéticos condicionan mentalmente al niño a su favor y, como algunos contienen grasas y azúcares, se deben leer atentamente las etiquetas antes de su consumo.

También se deben obviar los quesos grasos, los embutidos, las grasas animales, la manteca de cerdo, la mantequilla y la margarina, las gaseosas, así como las grandes cantidades de comida. Se debe contar siempre en el refrigerador del hogar con frutas, hortalizas, vegetales, carnes magras, aves, pescados, panes y galletas integrales y leche descremada y, si hay algún dulce, que sea sin azúcar.

ALGUNAS RECETAS RECOMENDABLES PARA DIABÉTICOS TIPO 1

Pollo con brochetas de pimiento y tomate

Ingredientes:

-Una pechuga de pollo

-Un tomate maduro

-4 pimientos verdes para freír

-4 tiras de pimiento rojo

-8 cucharadas de aceite de la mejor calidad posible

-1 cucharadita de salsa de soja

-Pizca de sal, opcional

Preparación:

-Hacer cuatro brochetas de masas de pollo con tomates, pimientos verdes, y un poco de pimiento rojo.

-En el momento de cocinarse, agregar un poco de aceite.

-Después, asar en una plancha o donde sea más cómodo.

-Al finalizar, cuando estén listas, acompañar las brochetas con vegetales para hacer más atractiva la presentación.

Arroz especial con carne magra

Ingredientes:

-250 gramos de arroz integral remojado desde cuatro horas antes

-350 gramos de carne de lomo o solomillo picada

-1 cebollino

-2 tomates maduros

-2 dientes de ajo

-Unas ramitas de perejil

-1 pizca de albahaca seca

-1 pizca de pimienta negra

-½ cucharada de queso parmesano rallado

-2 cucharadas de aceite de la mejor calidad posible

-Pizca de sal, opcional

Preparación:

-Sazonar la carne con la pimienta, para luego guardar en el refrigerador por 25 minutos.

-Saltear en aceite, el ajo y el cebollino picados en trozos pequeños.

-Una vez cocinado lo anterior, añadir la carne picada para luego remover en un sartén a fuego lento, hasta que tome un color dorado.

-Continuamente añadir tomates cocinados en trozos, albahaca y perejil, para luego cocinar a fuego medio, removiendo constantemente.

-Al estar lista la carne, agregar el arroz removiendo con la carne guisada.

-Sofreír el arroz con la carne un rato más, para luego agregar agua. El doble de agua en comparación con el arroz.

-Dejar cocinando por 25 minutos a fuego bajo

-Por último, servir agregando un poco de queso rallado por encima.

Croquetas de verduras

Ingredientes:

-1 zanahoria

-1 cebolla

-100 gramos de calabaza

-1 pimiento verde

-2 dientes de ajo

-1 litro de leche descremada

-4 cucharadas soperas de harina de trigo integral

-Queso rallado

-1 huevo

-Pan integral rallado

-Perejil picado

-Aceite de la mejor calidad posible

-Pizca de sal, opcional

Preparación:

-Una vez peladas las verduras excepto la cebolla y el ajo, pasarlas por el guayo fino y reservarlas.

-Picar muy bien la cebolla, el perejil y el ajo, y rehogarlos en una sartén con aceite caliente. Cuando estén dorados, añadir las verduras. Cocinar todo de 5 a 10 minutos.

-Cuando esté todo hecho, añadir la harina poco a poco para evitar que se formen grumos.

-Enseguida, añadir poco a poco la leche templada, sin dejar de remover, hasta que se consiga una mezcla espesa.

-Añadir el queso rallado, remover todo y dejar que se enfríe.

-Cuando la masa esté fría, untar las manos de aceite o mantequilla o margarina y dar forma a las croquetas. Rebozarlas en el huevo batido y luego en el pan rallado y freírlas en abundante aceite caliente.

-Retirar las croquetas del aceite y dejarlas escurrir en papel absorbente.

Se pueden acompañar las croquetas con una salsa de tomate. También puedes congelar las croquetas que no se vayan a utilizar.

Pescado al horno

Ingredientes:

-2 filetes de pescado

-1 cebolla

-1 limón

-Caldo de pescado o verduras, preferentemente hecho en casa

-100 mililitros de vino blanco

-Aceite de la mejor calidad posible

-Perejil

-Pimienta

Pizca de sal, opcional

Preparación:

-En una fuente para horno, untada de aceite, colocar los filetes de pescado. Hacerles unos cortes con el cuchillo para que se hagan más fácilmente.

-Echar un poco de aceite en una sartén, añadir la cebolla y freírla hasta que esté dorada, sacarla y reservarla.

-Precalentar el horno a 150ºC. Añadir caldo, regar con el vino y el jugo de limón y añadir una pizca de perejil y pimienta. Añadir también la cebolla.

-Hornear durante unos 35 minutos a 150ºC.

Ensalada mixta

Ingredientes

-200 gramos de col

-150 gramos de zanahoria (2 unidades medianas)

-125 gramos de remolacha cruda o cocinada (½ unidad)

-4 cucharadas soperas de aceite de la mejor calidad posible

-1 pizca de sal

Preparación:

-Lavar y pelar todos los vegetales: col, zanahoria y remolacha.

-Usando un guayo en la medida gruesa, rayar una a una la col, las zanahorias y la media remolacha.

-Aliñar con el aceite.

-Servir cada vegetal rallado por separado para conseguir un juego de colores. Incluso, se pueden hacer dibujos.

Muslos de pollo asados con rapidez

Ingredientes:

-2 muslos de pollo sin pellejo

-4 papas

-1 cebolla

-1 limón

-Aceite de la mejor calidad posible

-Perejil

-Pimienta negra

-Pizca de sal, opcional

Preparación:

-Lavar y pelar las papas y cortarlas en rodajas finas.

-Picar muy fina la cebolla y ponerla en un plato. Colocar encima las papas, regar con un chorrito de aceite.

-Poner las papas en el microondas, cubiertas con la tapa para que no salpiquen, unos 3 o 4 minutos a máxima potencia.

-Mientras tanto, salpimentar los muslos de pollo. Sacar el plato con las papas y repartirlas en cuatro platos. Colocar encima de cada uno un muslo de pollo y echar el jugo de medio limón, un chorrito de aceite y una pizca de perejil por encima.

-Ponerlos en el microondas con la tapa, a máxima potencia durante unos 4 o 5 minutos. Sacar y dar la vuelta al pollo con cuidado, regar de nuevo con aceite y el otro medio limón. Poner el modo grill y dejar 5 minutos, sacar y servir.

Continue Reading