HAVANA CLIMA

¿La globalización ha terminado?

El colapso de la globalización podría convertirse, no solo en una batalla entre dos bloques, sino en una mezcla de unidades económicas en competencia. Foto: Getty Images.

Aparte de la inflación y la guerra, lo que empuña el pensamiento económico actual es el aparente fracaso de lo que a la economía dominante le gusta llamar “globalización”. Lo que la economía dominante entiende por globalización es la expansión del comercio y los flujos de capital libremente a través de las fronteras.

Publicaciones recomendadas para ti
En servicio las tres unidades de generación de la termoeléctrica 10 de Octubre
Frederich Cepeda se mantiene en la preselección al Torneo Preolímpico de Béisbol
Rubio comparte “contundente mensaje” de joven preso por el 11J

En el año 2000, el FMI identificó cuatro aspectos básicos de la globalización: el comercio y las transacciones, los movimientos de capitales y de inversiones, la migración y el movimiento de personas, y la difusión de conocimientos. Todos estos componentes aparentemente despegaron a principios de la década de 1980 como parte de la reversión “neoliberal” de las políticas nacionales de macrogestión anteriores adoptadas por los gobiernos en el entorno del orden económico mundial de Bretton Woods (es decir, la hegemonía de Estados Unidos). Luego, el llamado fue a romper las barreras arancelarias, los contingentes y otras restricciones comerciales y permitir que las multinacionales comercien “libremente” y cambien sus inversiones en el extranjero hacia áreas de mano de obra barata para aumentar la rentabilidad. Se afirmó que esto conduciría a la expansión global y al desarrollo armonioso de las fuerzas productivas y los recursos del mundo.

No había nada nuevo en este fenómeno. Ha habido períodos de aumento del comercio y la exportación de capital antes, ya que el capitalismo se convirtió en el modo de producción dominante en las principales economías a mediados del siglo XIX. En 1848, los autores del Manifiesto Comunista notaron el creciente nivel de interdependencia nacional provocado por el capitalismo y predijeron el carácter universal de la sociedad mundial moderna:

“La burguesía, a través de su explotación del mercado mundial, ha dado un carácter cosmopolita a la producción y el consumo en todos los países. Para gran disgusto de los reaccionarios, ha sacado de debajo de los pies de la industria el terreno nacional en el que se encontraba. Todas las industrias nacionales establecidas en el pasado han sido destruidas o están siendo destruidas a diario. En lugar de la vieja reclusión y autosuficiencia local y nacional, tenemos comercio en todas las direcciones y una interdependencia universal de las naciones”.

De hecho, podemos distinguir períodos anteriores de “globalización”. Hubo el período de 1850-70 en el que el comercio y la inversión se expandieron bruscamente en Europa y Estados Unidos (después de la guerra civil), bajo los auspicios de la hegemonía británica. La depresión de los años 1870 a 1890 vio el final de esa ola. Pero otra ola de expansión global tuvo lugar en la década de 1890 hasta la Primera Guerra Mundial, cuando las nuevas potencias capitalistas usurparon la hegemonía británica. Ninguna potencia estableció la hegemonía y esa ola de globalización fue detenida en seco por la guerra mundial y continuó revertiéndose a través de la Gran Depresión de la década de 1930 y hasta la Segunda Guerra Mundial. Luego hubo una nueva ola de expansión global bajo Bretton Woods y la hegemonía de Estados Unidos, antes de que la crisis de rentabilidad de la década de 1970 condujera a caídas y retracciones. Desde mediados de la década de 1980 y hasta la de 1990, se produjo la mayor expansión del comercio y la inversión transfronteriza en la historia del capitalismo, con el capitalismo estadounidense y europeo extendiendo aún más sus alas y China entrando en los mercados mundiales de fabricación y comercio.

De hecho, según la Organización Mundial del Comercio, un indicador clave de la “globalización”, la relación entre las exportaciones mundiales y el PIB mundial, fue en general plana entre 1870 y la Primera Guerra Mundial, cayó casi un 40% en el período de entreguerras; aumentó un 50% entre 1950 y 1970; luego...

Leer más

Comparte:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Publicaciones

Artículos Relacionados

«Yo perdí 30 amigos»

Se entera como todos. Las redes sociales comienzan a estallar con la noticia de la explosión en el Saratoga. Los medios de comunicación ya dan un primer parte de 13 heridos y cuatro muertos, cifras que tiempo después aumentarían. Como todos, también él conserva una esperanza en que haya vidas debajo de aquel desastre. La esperanza es lo último que se pierde.
El Saratoga no es para Miguel Perdomo lo mismo que para nosotros. No es un hotel y ya. No es una edificación en el medio de la Habana Vieja. Es un caudal de recuerdos y amistades. Fue director general de esta entidad desde 2017 hasta 2020.
«Nosotros restauramos ese hotel, trabajamos mucho por él —me dice en medio de la vigilia— yo contraté a algunos de los jóvenes que iniciaron cuando yo estaba de director».
Me lo encuentro caminando algo perdido en el Parque de la Fraternidad. Aún no sé nada de lo que les he contado en esta crónica. Él anda y mira como si no quisiera ver, los ojos se le parten en lágrimas y apenas puede terminar de entender todo lo que ha pasado en estos días.
La vigilia que ha convocado la Unión de Jóvenes Comunistas fue para muchos el homenaje más triste que hayan dado en su vida, para otros el recuerdo de alguien importante que ya no está, la prueba de que la vida a veces es injusta.
La gente pasa un minuto, enciende una vela, deja una flor o algún objeto, y después sigue, pero en esos 60 segundos hay una interconexión difícil de explicar: con los recuerdos, con aquella vez cuando salieron juntos, cuando rieron de aquel chisme, cuando se abrazaron por última vez.
Así le pasa a Miguel. Escribe en su perfil de Facebook el día 6 de mayo encima de una foto del Saratoga años antes: «No encuentro la forma de verte de otra manera. Compañeros de trabajo de mucho valor estaban ahí. Cierro mis ojos por ellos. Esta foto la tomé hace un par de años y será la imagen que quedará para siempre conmigo, así, a todo color».
Recuerda con mucho pesar a María Isabel Bullaín, una de las fallecidas, que dejó una pequeña niña en este mundo: «Esperé la noticia oficial, pero me resistí a creerla. El dolor sigue siendo el mismo».
Se despide de ella y de los demás, me da un abrazo y me dice: hay quien perdió un familiar o un amigo, pero yo perdí 30 amigos, 30 compañeros de trabajo».

Leer más »

EEUU aliviará sanciones económicas al régimen de Venezuela

El Gobierno de Estados Unidos aliviará algunas sanciones económicas a Venezuela como un gesto destinado a alentar la reanudación de las negociaciones entre la oposición venezolana y el régimen de Nicolás Maduro. El alivio permitirá a Chevron Corp. negociar su licencia con la compañía petrolera estatal PDVSA, pero no perforar ni exportar petróleo de origen venezolano, confirmaron a The Associated Press dos altos funcionarios del gobierno estadounidense este lunes por la noche.

Los funcionarios, quienes hablaron bajo condición de anonimato, aseguraron además que Carlos Erik Malpica-Flores, exfuncionario de alto rango de PDVSA y sobrino de la esposa de Maduro,…
Leer más

Leer más »

La ruta migratoria centroamericana: testimonio de una migrante cubana (II)

Llegando a la otra orilla del río, allí mismo estaban los militares estadounidenses, quienes nos vieron incluso antes de llegar. “Vamos a ponernos aquí, que esta gente ya está cruzando”, fue lo que interpretamos todos viéndolos desde el agua. Nos pillaron en el río y nos clavaron la vista. Pero nunca hicieron ni el menor gesto por delatarnos, nos dimos cuenta de eso. Solo estaban esperando a que llegáramos. “Si llegas, te recibo, si te lleva el río, bueno, pero yo no estoy aquí para delatarte, ese no es mi trabajo”. Así entendimos el mensaje que nos estaban enviando.La ruta migratoria centroamericana: testimonio de una migrante cubana (I)Cuando tocamos tierra, se empezaron a acercar a nosotros. “Vamos, vamos, pónganse ropa seca que ya viene Inmigración a recogerlos”. Nos cambiamos ahí mismo, vimos bultos de ropa, zapatos, mochilas que habían dejado quienes habían pasado por ahí antes. Nos cambiamos, pusimos dentro de una bolsa los documentos y el celular. En eso se nos acercó Inmigración. “Están en Estados Unidos, somos de Inmigración. Y van a ser procesados. Por favor, apaguen los celulares. Ya están secos, nos vamos”. Y te guían y te montan en un van. Nada de esposas, ni de grilletes. En ese trance logré tirar una foto y grabar un audio para avisarle a mi familia, tanto en Estados Unidos como en Cuba, que había llegado a Estados Unidos, que estaba a salvo y no me había ahogado en el río.Recorrido de nuestra testimoniante por diferentes centros de detención dentro de EEUU hasta llegar al aeropuerto donde tomaría el avión para reunirse con sus familiares.En las carpas de Eagle PassEl oficial que nos recibió era un mexicano. Yo empecé a llorar de alegría y me dijo: “Tranquila, ya estás aquí, eres cubana, no te preocupes que no te va a pasar nada. Te van a aceptar en este país. Yo sé que ustedes están aquí por Biden, pero por favor, cuando estén allá dentro voten por Trump”. Eso me llamó mucho la atención porque lo que menos queríamos nosotros a esa hora era hablar de política.Nos dieron una bolsa y nos dijeron que echáramos ahí todo lo que llevábamos, nos quitaron las ligas del pelo, los cordones de los zapatos, aretes, prendas, todo. Y nos dijeron: “van para un centro de detención donde serán procesados”. Llegamos a ese lugar en unos pocos minutos.Autoridad estadounidense llevando migrantes para un centro de detención en Texas. Foto: Al Día Dallas.El centro no era un edificio sino unas tiendas de lona. Unas naves grandísimas, enormes, en Eagle Pass, Texas. Al llegar nos revisaron. A mí me mandaron a subirme el abrigo que llevaba puesto para verme los brazos, y el pulóver para verme el torso. Ahí descubrí que tenía hematomas. Enseguida mostraron mucho interés en saber si yo era víctima, si me habían maltratado, golpeado o violado. Dije la verdad: que no, que eran moretones que me había hecho en el camino.Nos entregaron entonces una planilla: nombre de padre y madre, país de nacimiento, dirección, si tienes una dirección en Estados Unidos, adónde vas, número de teléfono de la persona que se va a hacer cargo de ti en Estados Unidos… Empiezan a quitarte todo lo que traes en la bolsa y a botarte las cosas que no son necesarias. Yo traía escondido el pasaporte porque venía con la idea de que lo podía perder, y me sugirieron entregarme con el carné de identidad. Lo cosí entonces entre dos nasobucos. Así fue como lo pude pasar.De ahí te llevan a un salón enorme, donde empieza la espera para que te llamen. Una espera larga, pero te invade una sensación de tranquilidad: “ya llegué”. Pero no es para una entrevista sino solo para registrarte en el sistema. Te toman fotos y huellas dactilares, luego te pasan para otro salón y tienes que esperar a que te llamen por tu nombre. Cuando te llaman, te ponen una manilla en la muñeca con la información del lugar por donde entraste y con tu nombre. De ahí te llevan para otro salón, en el que tienes que esperar a que te digan para dónde vas.Centro de detención de migrantes en Eagle Pass, Texas. Foto: San Antonio Express-News.Ahí dividieron a nuestro grupo. Pusieron a los hombres en un lado, a la mamá con la niña en otro y a las mujeres en otro. Son como cubículos.LaredoEntonces nos trasladaron para Laredo. Un viaje bastante corto. En la carpa de Eagle Pass había un poco más de libertad, te podías mover, podías salir… en Laredo, no. Fue una sensación como de estar presos, detenidos. Ahí estuvimos cuatro días y en esos cuatro días nos topamos con todo tipo de funcionarios. El que solo hablaba inglés y te decía que no hablaba español, pero en el fondo sabías que te entendía.En un momento determinado, por algo que hice sin darme cuenta, pero nada del otro mundo, uno me dijo: “señora, esta no es su casa, usted está detenida, usted es una criminal”. Yo me quedé callada porque temía que me afectaran el proceso y no me dieran los papeles. Pero al otro día nos topábamos con funcionarios de origen mexicano. Y era todo lo contrario. Nos daban comida e incluso atención diferenciada a una embarazada, y hasta nos pusieron una TV para ver películas.Pero a todos nos trataban igual, al margen de nuestras nacionalidades. La única diferencia era al preguntar lo que iba a pasar contigo porque te pasas horas y horas sin saberlo. Y allá dentro la gente especula y habla sin saber. Entonces cuando ibas a buscar información con ellos, el funcionario te preguntaba siempre: “¿de dónde eres? ¿cubana? No te preocupes, tranquila, a los cubanos no los deportan, los cubanos entran fácil a este país”. Fue la única diferencia. A las que respondían: ”yo soy venezolana, colombiana, brasileña”… les decían: “bueno, tienes que esperar, te van a hacer una entrevista, te va a ser difícil”, etc.  Pero las que más malas las tenían eran las mexicanas. Las deportaban a granel.Allá dentro los únicos colores que ves son el blanco y el gris. No sabes cuándo es de noche ni cuándo de día. Había gente de El Paso, Mexicali, Piedras Negras…  Mexicanas, colombianas, venezolanas, brasileñas… Una mexicana estaba traumatizada porque había sido secuestrada, pero ni con eso le dieron la entrada al país porque antes de que nos dieran a nosotros la respuesta de si íbamos a entrar o no, a ella le dieron la orden de deportación. Y eso lo hicieron con todas las mexicanas.Carpas para procesamiento de migrantes en Laredo, Texas. Foto: Laredo Morning News.Nosotros pensábamos que nos iban a entrevistar por lo del miedo creíble, pero no fue así. Nos llamaban por grupos de 15, 20 personas. Nos acomodaban en unas cabinas telefónicas, a mí me preguntaron lo mismo que ya estaba en la planilla. Y ya. Intenté hablar acerca de mi miedo creíble, pero el oficial me dijo: “no, no, no, no, eso usted se lo tiene que decir al juez cuando le toque la fecha de la Corte”.Me dieron la fecha: 12 de diciembre de 2023. Me puse nerviosa porque era mucho tiempo. Empecé a llorar, me pasaron muchas cosas por la cabeza y me dieron asistencia médica. Muy distinto a la carpa. Casi no había medicamentos, demasiada gente dentro. Me mandaron a tomar agua y a ponerme compresas de hielo en la frente.Pues bien, al otro día de aquella entrevista me llamaron. Me pusieron en un grupo con más de 40 personas. Entonces fue que nos dijeron cómo íbamos a salir del centro de detención de Laredo. Me habían dado una planilla I-220 A, pero nunca me explicaron qué carajo era. Fue ahí cuando lo hicieron: “estás firmando un documento que dice que el gobierno de Estados Unidos te permite permanecer en el país hasta que llegue la fecha de tu Corte y puedas demostrarle a un juez tu miedo creíble. Él va a determinar qué hacer contigo, si te quedas o te deportan. Mientras tanto, el gobierno te va a dar un teléfono para tenerte bajo su radar”.Y así fue: una vez a la semana tengo que mandarles una foto con mi ubicación de manera que sepan que estoy donde prometí que iba a estar. Solo tengo autorización para moverme 70 millas a la redonda del lugar donde estoy parando aquí en la Florida.De El Cenizo al Aeropuerto Internacional de San AntonioVolviendo a Laredo, te dan entonces todos tus artículos personales y te montan en una guagua después de decirte que van a llevarte para una iglesia o para una institución que se dedica a ayudar a los migrantes. En mi caso, me tocó una iglesia en un lugar llamado El Cenizo. Allí me contaron que había 35 instituciones de ese tipo en el pueblo. Pero no es del todo gratis, hay que pagar ciertas cosas.Después de estar un tiempo con ellos, eso depende de tus condiciones y apoyo familiar, te mueven hasta la terminal del pueblo para que cojas una guagua y llegues al aeropuerto de manera que puedas aterrizar en tu destino. Pero, de nuevo, tienes que pagar ese viaje, de la misma manera en que hay que pagar por el boleto de avión, que fue cubierto, naturalmente, por mis familiares en este país.El Cenizo, Texas. Foto: Laredo Morning Times.En fin, me dejaron en aquella terminal de Laredo para coger una guagua hasta la de San Antonio, Texas. Alrededor de tres horas de viaje. Una vez en la terminal, tienes que gestionarte tú misma cómo llegar al aeropuerto para montarte en el avión.Salí como atontada del centro de detención. Lo único que quería era llegar a mi destino y estar de una vez por todas con mi familia. Al salir de la terminal empiezo a ver los edificios, los rascacielos. Empiezo a ver Estados Unidos. “Estoy en Estados Unidos”, me dije a mí misma como si no fuera verdad. Salí de Cuba con la idea de que iba a disfrutar las cosas de este país, que iba a tener todo lo que no tenía en Cuba, que me iba a deslumbrar. Y no fue así.Cuando me bajé en el aeropuerto lo primero que me deslumbró fue el aire en la cara. Nunca lo había disfrutado tanto. No sé si por haberme pasado cinco días detenida, sin saber cuándo era día o noche. Y junto con ese aire en la cara, una sensación de libertad, no sé si por eso mismo o por lo ahogada que me sentía en Cuba. Caminar libremente, sin ningún miedo, fue una sensación maravillosa.Aeropuerto Internacional de San Antonio, Texas. Foto: Airport Limo.Yo tenía el boleto electrónico para el siguiente día, pero preferí irme antes, dormir en el aeropuerto y no quedarme en aquel albergue; tampoco quería correr el riesgo de perder el vuelo en caso de producirse alguna contrariedad en el tramo de Laredo a San Antonio.El aeropuerto cierra las cafeterías y restaurantes a una determinada hora, pero la policía de allí tiene un lugar donde le dan refrigerios a los migrantes, son tantos. Quise imprimir el boleto electrónico y me acerqué a un funcionario del aeropuerto. Aparte de imprimirlo, me puso un sticker en el celular que decía en inglés: “yo no sé hablar inglés, por favor ayúdeme a encontrar la puerta”. Te lo dan porque muchas personas tienen que hacer vuelos de conexión en diferentes aeropuertos para llegar a sus destinos y no saben ni papa del idioma.Yo no tuve ese problema porque lo machaco un poco. Hice escala en Houston y me monté en el otro avión que me llevó a mi destino. Jamás había visto un aeropuerto tan grande, ni un tráfico tan grande de aviones. Eso me llamó mucho la atención.Y aquí estoy, prácticamente acabada de llegar. Y con un mundo de cosas por delante.

Leer más »

Fallece el empresario cubano Gus Machado en Miami

El empresario cubano Gus Machado Ford, famoso en el mundo de los concesionarios de automóviles en el sur de Florida, falleció a los 87 años, según trascendió en varios medios de prensa. El ícono de la venta de coches en el sur de Florida llegó a Estados Unidos a la edad de 15 años procedente de Cuba y luego fundó uno de los concesionarios Ford más grandes de la nación.

Gus Machado, era propietario de varios concesionarios en el condado de Miami-Dade y se convirtió en uno de los más grandes vendedores en la historia de este fabricante de automóviles.

Al respecto, el alcalde de Hialeah, Esteban Bovo, señaló en Twitter que Gus “era un titán de Hialeah, que construyó un imperio de concesionarios de automóviles. Vino de Cuba a los 15 años y se convirtió en el concesionario de automóviles número 1 de Ford Motors. Su filantropía era legendaria y ayudó a muchas organizaciones benéficas. Me entristece la noticia de su fallecimiento”.

Rebeca Sosa, comisionada de Miami-Dade, también expresó en Twitter sus “condolencias y oraciones a la familia y seres queridos de Gus Machado, quienes tocaron tantas vidas en nuestra comunidad. Puede él descansar en paz”.

Igualmente, el excongresista Lincoln Díaz-Balart, se despidió del cubano Gus: “En paz descansa, Gus Machado. Gran ser humano, amigo, patriota. El más sincero pésame a nuestra admirada amiga Lilliam, su esposa, y a toda su familia”.

En una entrevista hace unos años para DIARIO LAS AMÉRICAS, el empresario cubanoamericano dijo que “el mejor carro del mundo es el último que compra para venderlo al día siguiente”.

Nacido en Cuba, Machado llegó a los Estados Unidos en 1949. Adquirió su primera franquicia en 1982, Gus Machado Buick, y fue presidente de Gus Machado Ford. Hasta el momento no se dieron a conocer detalles sobre la causa de su muerte.

Leer más »

Ya toca a las puertas de Sancti Spíritus la Feria del Libro

Luego de dos años ausente, del 19 al 22 de mayo la ciudad del Yayabo acogerá el evento cultural más importante del país
Aunque en menor cantidad con respecto a ediciones anteriores, interesantes novedades editoriales se pondrán a disposición del público. (Foto: Abel Rojas)

Relacionados

Luego de dos años de no sentir en plena calle el olor a tinta sobre las hojas, de no estrechar lazos con escritores y buscar con desespero la más reciente novedad editorial recomendada, Sancti Spíritus podrá vivir esos días de fiesta literaria.

Prevista del 19 al 22 de mayo, la Feria del Libro, el evento cultural más importante del país, anclará aquí en un contexto complejo, donde las estrecheces económicas desde hace un buen tiempo han tocado las puertas de las editoriales. Es por ello que se han anunciado cerca de 400 títulos diversos, nacidos al calor de esfuerzos casi sobrehumanos de más de 30 editoriales del país.

“Debemos reconocer que la XXX Feria Internacional del Libro ha sido posible por el empeño de la máxima dirección de la nación y, por supuesto, de nuestro territorio”, alertó Antonio Hernández Cervera, director del Centro Provincial del Libro y la Literatura en Sancti Spíritus.

A pesar de la distancia con otras ediciones —donde era común contabilizar más de 100 000 ejemplares, mientras en esta se anuncian cerca de 80 000—, las áreas del bulevar yayabero y del parque Serafín Sánchez Valdivia volverán a asumir los puntos de venta, distribuidos entre carpas y mesas.

“Llegaremos a centros de trabajo y estudiantiles durante las diferentes jornadas. Aprovecharemos esos lugares para fomentar el hábito de la lectura a través del diálogo directo con nuestros escritores”, añadió el directivo.

Entre las acciones que complementarán el accionar comercial se han previsto 100 presentaciones de libros, 145 lecturas de textos, 15 paneles y 20 conferencias, todas con reconocidos profesionales.

“Consideramos que es un programa bastante abarcador y representativo, teniendo en cuenta la diversidad de temas y públicos”, dijo Hernández Cervera.

Como también ya es tradicional en predios espirituanos, se

se han reservado otros sitios para la presentación y el diálogo con los escritores como el Pabellón Juvenil, en la Casa del Teatro; el de Luminaria, en la Galería de Arte Oscar Fernández Morera, y el Infantil, en la plataforma del parque Serafín Sánchez.

“Aspiramos con cada actividad a reconocer a escritores y visibilizar temáticas de interés”, insistió Luis Mateo, director de Ediciones Luminaria.

Esa institución espirituana llegará durante esos días con cuatro novedades:  El ojo de Horus, de Marlene García; Sin salida al mar, de Mildrey Alfonso; Historia del puerto de Casilda, de Raúl Zerquera, y Al calor de mis bolsillos, de Jesús Núñez.

“También destacaremos el texto La durmiente,de la argentina María Teresa Andruetto, así como recopilamos otros 18 títulos que quizá no tuvieron toda la suerte en otras ferias y ahora volveremos a poner en las manos del público lector”, expresó Mateo.

A fin de diversificar sus acciones, Ediciones Luminaria invitó a su homóloga Verde Olivo, la cual llegará desde la capital del país con diversos títulos entre los que sobresalen dos de escritores del patio, ganadores del concurso 26 de Julio que convoca las Fuerzas Armadas Revolucionarias.

El público que recorra del 19 al 22 de mayo el área más concurrida de la urbe del Yayabo podrá disfrutar —como sucede siempre durante este evento— del resto de las manifestaciones artísticas. El talento local será el principal protagonista.

Para la noche del 18 se ha planificado la inauguración del certamen.

El capítulo espirituano de la mayor cita literaria rendirá homenaje al centenario del natalicio de Carilda Oliver Labra y Jesús Orta Ruiz (el Indio Naborí), a los 120 años del natalicio de Nicolás Guillén, y estará dedicado a los aniversarios 140 de la publicación del poemario Ismaelillo, de José Martí y de la novela Cecilia Valdés o la Loma del Ángel, de Cirilo Villaverde.

“Como se anunció desde hace meses el país invitado es México y se rinde homenaje a lo largo y ancho del país a los prestigiosos intelectuales cubanos Alberto Prieto Rozos y Luis Álvarez Álvarez. Pero, en el caso de nuestra provincia se rendirá tributo a Julio Miguel Llanes”, concluyóHernández Cervera.

En próximas horas, se dará la arrancada oficial a una fiesta esperada por muchísimas generaciones de lectores, quienes encontrarán una Feria Internacional del Libro arropada con las vestiduras del año 2022.

Leer más »
 

Contáctenos

 

Si desea contactar NoticiasCubanas.com, el portal de todas

las noticias cubanas, por favor contáctanos.

¡Estaremos felices de escucharlo!

 

Con gusto le informáremos acerca de nuestra oferta de publicidad

o algún otro requerimiento.

 

contacto@noticiascubanas.com

 

Oferta


Si deseas saber como tu sitio de noticias puede formar parte de nuestro sitio NoticiasCubanas.com, o si deseas publicidad con nosotros.

 

Por favor, póngase en contacto para mas detalles.

Estaremos felices de responder a todas tus dudas y preguntas sobre NoticiasCubanas.com. ¡La casa de todas las noticias cubanas!

contacto@noticiascubanas.com


Sobre nosotros

NoticiasCubanas.com es la casa de todas las noticias cubanas, somos un sitio conglomerado de noticias en Cuba. Nuestro objetivo es darle importantes, interesante, actuales noticias sobre Cuba, organizadas en categorías.

Nosotros no escribimos noticias, solo recolectamos noticias de varios sitios cubanos. Nosotros no somos parte, solo proveemos noticias de todas las fuentes de Cuba, y de otras partes del mundo.

Nosotros tenemos un objetivo simple, deseamos brindarle al usuario el mayor monto de noticias con calidad sobre Cuba, y la visión que tiene el mundo sobre Cuba. Nosotros no evaluamos las noticias que aparecen en nuestro sitio, tampoco no es nuestra tarea juzgar las noticias, o los sitios de las noticias.

Deseamos servir a los usuarios de internet en Cuba con un servicio de calidad. Este servicio es gratuito para todos los cubanos y todos aquellos que estén interesados en las noticias cubanas y noticias internacionales sobre Cuba.

 

Términos de uso

NoticiasCubanas.com es gratis para todas las personas, nosotros no cobramos ningún cargo por el uso del sitio de ninguna manera. Leer los artículos es completamente gratis, no existe ningún costo oculto en nuestro sitio.


Proveemos una colección de noticias cubanas, noticias internacionales sobre Cuba para cualquier persona interesada. Nuestros usuarios utilizan NoticiasCubanas.com bajo el acto de libre elección y bajo su propia Responsabilidad.

Nosotros no recolectamos ningún tipo de información de nuestros usuarios, no solicitamos ninguna dirección electrónica, número telefónico, o ningún otro tipo de dato personal.

 

Medimos el monto de tráfico que noticiasCubanas.com recibe, pero no esperamos compartir esta información con alguien, excepto nuestros socios de publicidad. Nos regimos bajo las normas Cubanas en cada cuestión legal, cualquier aspecto no clarificado aquí debe ser considerado sujeto bajo el sistema Legal de Cuba.