HAVANA CLIMA

Una docena de boxeadores cubanos al Mundial de Belgrado

Doce púgiles cubanos intervendrá en el Campeonato Mundial de Boxeo con sede en Belgrado, a celebrarse del 25 de octubre al 5 de noviembre. Según destaca el portal deportivo Jit, tres de los cuatro monarcas olímpicos de Tokio integran el grupo anunciado este jueves.

Andy Cruz (63,5 kg), Roniel Iglesias (71 kg) y Julio César La Cruz (92 kg) sobresalen en el grupo del cual estará ausente el también campeón Arlen López (80 kg), quien enfrentó problemas que le alejaron de la forma...

Leer más

Comparte:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Publicaciones

Artículos Relacionados

Turista rusa denuncia maltratos en un hotel de Cuba tras falso positivo en la prueba del COVID-19

La presentadora de televisión, periodista y productora rusa, Natalia Savina, conocida bajo su seudónimo de “Princesa”, denunció que tuvo que hacer una cuarentena obligatoria en un hotel de Cayo Coco al dar positivo en una prueba del COVID-19 que luego se comprobó que su resultado era falso.La periodista de Samara, una ciudad ubicada al suroeste de Rusia, relató al portal digital KP-Samara que fue retenida contra su voluntad y que el maltrato que sufrió terminó por arruinarle sus vacaciones.
“Volamos a Cuba para pasar unas vacaciones de siete días. Durante tres días todo iba bien, pero un día el personal del hotel se acercó a nosotros y nos dijo que habíamos dado positivo en las pruebas del coronavirus”, señaló.
Savina y otras 37 personas fueron llevadas a un “hospital especial” para pacientes que padecían de la enfermedad dentro del mismo hotel. Todos estaban bajo supervisión, no podían salir de la habitación y la comida que les daban estaba fría y era de pésima calidad, denunció la periodista.
“Nos trajeron la comida a la habitación, los platos fueron entregados bajo la puerta. Además, las habitaciones no las limpiaban y no cambiaban las sábanas de las camas ni las toallas de baño. Nos trataron como animales. Esta acción con los turistas que pagan mucho dinero es inaceptable”, subrayó Savina indignada.

Leer más »

Cuba: destino, socialismo y disensos

La negativa del gobierno cubano a la solicitud de autorización para una manifestación pacífica a celebrarse el 15 de noviembre, y los argumentos jurídicos que se ofrecieron para justificar dicha prohibición, generan las siguientes reflexiones.
El destino, ¿fatalidad o determinación?
Si un texto legal no pudiera modificarse, aún estaría vigente el Código de Hammurabi, compendio de leyes y decisiones judiciales del imperio babilónico que se creía dictado por los dioses y, por ello, inmutable. Si las sociedades no pudieran transformarse, las comunas esclavizadas del Egipto Antiguo —con su estado absolutista, teocrático y centralizado— existirían todavía.
Como afirmaba el filósofo alemán Ludwig Feuerbach en La esencia del cristianismo: aun cuando el hombre lo ignorase, él mismo es el motor de la historia. Marx, por su parte, fundamentó que entre el hombre y la historia hay una acción recíproca y una reacción dialéctica.
El devenir de la humanidad ha mostrado que ningún tipo de sociedad es inalterable. El derrumbe del campo socialista dejó muy claro que ningún sistema social es definitivo. Son los hombres y mujeres, como sujetos activos, los que pueden decidir sobre sus condiciones de existencia y, mediante la práctica política, transformarlas.
Declarar irreversible un sistema social es un enfoque mecanicista y antimarxista de la historia. Es también pesimista y pretende transformar al sujeto social en un ente pasivo, obediente a una voluntad superior, dirigido hacia un destino inexorable —especie de fatalidad histórica—, del cual no puede escapar. 
No será el artículo de un tratado legal, sino la implicación de las personas que logren encontrar en el sistema socialista la encarnación de sus aspiraciones, lo asuman como opción consciente y participen activa y directamente en su construcción, lo verdaderamente decisivo. Recordemos que la constitución soviética también declaraba la irreversibilidad de ese sistema.
Un hombre ataviado con uniforme prerrevolucionario quema una bandera de la URSS en una protesta en Moscú tras el intendo de golpe de estado de agosto de 1991.
 Paradójicamente en Cuba, once años después del derrumbe del socialismo europeo fue que se modificó la Constitución de 1976, al adicionar este párrafo al artículo 3 del capítulo I:[1]

El socialismo y el sistema político y social revolucionario establecido en esta Constitución, probado por años de heroica resistencia frente a las agresiones de todo tipo y la guerra económica de los gobiernos de la potencia imperialista más poderosa que ha existido y habiendo demostrado su capacidad de transformar el país y crear una sociedad enteramente nueva y justa, es irrevocable, y Cuba no volverá jamás al capitalismo.

Para aprobar dicha modificación constitucional, como expliqué en el artículo «Crónica de un meteorito», no se siguieron los pasos de un referéndum: informado y secreto. Se hizo en forma de convocatoria política, con firmas públicas en libros abiertos. Tampoco fueron avaladas por notario alguno, como se exige actualmente.
Esa declaración, que daba la espalda a la ciencia y la experiencia, fue considerada desde entonces contenido pétreo, es decir, jamás modificable. Así lo estipuló el artículo 137 del capítulo XV. Por tal razón, en la consulta popular para la Constitución del 2019 tampoco se admitieron planteamientos de la ciudadanía encaminados a variaciones del sistema político y electoral.
El principal dilema de esta cláusula —denominada de intangibilidad—, no es que se convierta en una inconsecuencia teórica con el marxismo y contradiga el preámbulo de la Constitución, que nos considera «guiados por el ideario de José Martí y las ideas político-sociales de Marx, Engels y Lenin». Más grave es que, al declarar irrevocable (inevitable, inapelable, irremediable, necesario, fatal, indefectible, irreparable) no solo al socialismo, sino al sistema (método, régimen, técnica, procedimiento, gobierno, medio, vía, rumbo) económico, político y social vigente en esa constitución, cierra el camino a transformaciones sustanciales o reformas.
Este tipo de cláusula intenta eternizar en el poder a la burocracia dirigente y subordinar la voluntad popular al mandato de un grupo privilegiado. Cuando un grupo de poder —afianzado como nueva clase—, despoja al marxismo de su método científico, lo reduce a su dimensión ideologizante y lo convierte en ideología de Estado, este deja de ser una corriente liberadora y revolucionaria para instrumentarse en mecanismo de dominación. A ese punto hemos llegado en Cuba. Es una postura contrarrevolucionaria y debe ser denunciada.
Casi veinte años han trascurrido desde que el socialismo insular mutara en un requerimiento legal de perspectiva autoritaria y enfoque teleológico. Muchos de nuestros hijos y nietos no habían nacido en el 2002 o no tenían edad para firmar aquella determinación. Ahora se les obliga a acatarla por la fuerza de la coerción. 
En el grupo de Facebook «Utopía Revolucionaria», Daniela Rojo, joven participante en el estallido social del 11-J, indagaba con toda lógica: «¿Si en Cuba no hay socialismo, que es lo irrevocable?» —«Buena pregunta», le respondí.
«¿Si en Cuba no hay socialismo, que es lo irrevocable?»

Hasta hoy, en los países en que ha triunfado una revolución que se ha proclamado socialista, a lo más que se ha llegado es a la estatalización de los medios de producción. No somos una excepción.
La burocracia dirigente aprovechó la nueva Constitución para deslizar astutamente un término que no contenía su predecesora. En el artículo 22, al estipular las formas de propiedad, explica en el inciso a) que la socialista de todo el pueblo es aquella «en la que el Estado actúa en representación y beneficio de aquel como propietario».
En consecuencia, no bastándole ser administradora de hecho, ahora nuestra burocracia lo es también de derecho. Pero un administrador tiene que rendir cuenta a los dueños y esta es una deuda pendiente. En las asambleas de trabajadores, cuando excepcionalmente se celebran, se anuncian disposiciones verticales.
Además, como argumenté en el artículo «Economía militar en Cuba», una parte sustancial del patrimonio económico nacional está sustraído al control popular y se encuentra bajo la égida del Grupo de Administración Empresarial SA (GAESA), empresa adscrita al Ministerio de las FAR y no subordinada a la Contraloría General de la República.
La noción de «propiedad de los trabajadores sobre los medios de producción» se difuminó ante una realidad en la que es imposible designar a los que administran directamente tales medios. La falta de democracia política consustancial al modelo es secuela directa de la falta de democracia en la gestión y administración de la economía.
Las Asambleas de trabajadores de los primeros años fueron cediendo a decisiones impuestas, hasta desaparecer o convertirse en actos formales. En el proceso, los sindicatos, con una larga y prestigiosa historia anterior a 1959, se convertirían en la Boca de Sauron de las administraciones. A ello me referí en el texto «Ventrílocuos».
En los debates del proyecto de Constitución se resaltó la necesidad de implementar el control obrero, lo que además fue incluido en el artículo 20: «Los trabajadores participan en los procesos de planificación, regulación, gestión y control de la economía. La ley regula la participación de los colectivos laborales en la administración y gestión de las entidades empresariales estatales y unidades presupuestadas».
Los sindicatos, con una larga y prestigiosa historia anterior a 1959, se convertirían en la Boca de Sauron de las administraciones. En la foto, Ulises Guilarte de Nacimiento, secretario General de la Central de Trabajadores de Cuba. (Foto: Ariel Cecilio Lemus/Cubadebate)
No obstante, ni en el congreso posterior de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), ocurrido en abril de 2019, ni en la reunión celebrada el 8 de enero del pasado año, se debatió, o se hizo siquiera referencia, al modo en que el referido artículo será concretado en leyes claras y precisas, que permitan a trabajadoras y trabajadores tener un protagonismo real en los planes de la economía, y no uno que solo viva en el discurso y en los conceptos. Así lo reafirmé en el artículo «Puesta en escena».
Sin un efectivo control ciudadano en la vida política, en el modo de nominar y elegir a quienes gobiernan, no podremos sustituir a los incompetentes, atajar a los corruptos y controlar los medios de producción fundamentales, que en teoría son de todos pero en la práctica son gestionados y administrados por una capa burocrática.
El socialismo burocrático de Partido único ha creado una especie de deidad que escapa al imperio de la ley al situarse por encima de ella, acentúa el extremismo político y se separa de la ciudadanía. Hasta ahora todos los modelos con estas características, lejos de conducir a una sociedad socialista, han disimulado un capitalismo de Estado con rasgos de corrupción y elitismo.
¿Y es eso lo que se anuncia como irreversible? ¿Ese es el futuro eterno que se nos ofrece? Es perfectamente lógico entonces que existan entre la ciudadanía sentimientos de inconformidad y rechazo y actitudes discrepantes. Sin embargo, ¿puede hablarse de una disidencia en Cuba?
Los disensos
Como en el modelo de socialismo burocrático de partido único no se admite la participación real y espontánea de la ciudadanía en la actividad política, todo disenso ha sido reducido a una categoría: el enemigo. Por lo general se acompaña de apelativos muy variados: pagados (por el imperialismo, Soros, o la CIA); mercenarios del imperio, u otros.
Comprendo que para la dirigencia política sea más pragmático luchar en un frente que en varios. Pero en Cuba es más realista hablar de disensos, en plural. En mi percepción, que no pretendo imponer, existen tres tipos reconocibles. Sin intentar una clasificación pormenorizada, solo identificaré tendencias generales: 
1. Socialistas democráticos (un amplio espectro ideológico que abarca desde marxistas críticos, anarquistas, católicos y cristianos de izquierda, socialdemócratas, ecologistas, feministas, afrodescendientes…). Son proclives a un socialismo inclusivo y participativo, con respeto a la pluralidad y ajeno al modelo burocrático vigente.
2. Pro-capitalistas democráticos (con diferentes matices desde el liberalismo al neoliberalismo e incluyen también algunos de los sectores y minorías mencionados). Se distinguen por su pluralismo político y no rechazan la convivencia con posturas de izquierda.
3. Pro-capitalistas radicales y extremistas (son el otro lado del espejo del Partido único). No admiten la legitimidad de las posturas de izquierda y proclaman la censura del Partido Comunista en un país futuro, favorecerían una supervisión de los Estados Unidos en Cuba.

Socialismo = Represión.
El socialismo es represión de libertades económicas, políticas, educativas, religiosas, de conciencia… Todo en nombre del bien social y común-ISTA#SocialismSucks #BigGovSucks #LibreMercado #Paleolibertario @CubaDerecha pic.twitter.com/GNTo2vHrot
— Pastor Adrian Pose (@PstorAdrianPose) May 2, 2021

Cuando se debatía el proyecto de Constitución publiqué el texto «Disonancia», en el que manifestaba mi preocupación porque si bien el artículo 1 del proyecto reconocía:

Cuba es un Estado socialista de derecho, democrático, independiente y soberano, organizado con todos y para el bien de todos, como república unitaria e indivisible, fundada en el trabajo, la dignidad y la ética de sus ciudadanos, que tiene como objetivos esenciales el disfrute de la libertad política, la equidad, la justicia e igualdad social, la solidaridad, el humanismo, el bienestar y la prosperidad individual y colectiva;

se apreciaba una notoria incoherencia en el hecho de que en el artículo 40, entre los derechos, libertades y oportunidades que recibían la protección de las autoridades y que no podían ser objeto de discriminación, se habían omitido las creencias políticas.
Advertí al respecto: «Esta incongruencia no puede ser justificada por ningún argumento. Todas las ideologías deben tener igual protección ante la ley, más si el propio artículo 1 reconoce su disfrute como uno de los objetivos de la República».
El modo en que nuestra burocracia resolvió la susodicha incoherencia puede pasar al libro de Records Guinnes del cinismo. Simplemente omitieron una palabrita, una simple palabrita del artículo 1. Donde antes decía «libertad política», quedó escrito en el documento definitivo de la Constitución: «para el disfrute de la libertad, la equidad, la igualdad, la solidaridad, el bienestar y la prosperidad individual y colectiva».
Saber qué entiende la burocracia por libertad a secas es más de lo que puedo discernir. Lo cierto es que el cambio de redacción le dio ínfulas para ejercer la discriminación sin ningún tipo de límites.
Cuando se niega el derecho a manifestación que la Constitución proclama —y que es interpretado de un modo en que el Estado Socialista de Derecho deviene quimera—, se le está negando a todas estas tendencias. Vale reflexionar entonces en la fuerza real de un modelo que teme a sus críticos, que cree posible que una manifestación lo derroque, que anuncia su confianza en el pueblo y asegura estar apoyado por la mayoría; pero no se atreve a probarlo en la práctica política.

La respuesta de las autoridades del Gobierno entregada este martes a la notificación para la realización de la Marcha Cívica por el Cambio el día 15 de noviembre informó a los integrantes de Archipiélago que “no se reconoce legitimidad en las razones que esgrimen para la marcha” pic.twitter.com/rfNNxoNS8k
— Archipiélago (@ArchipielagoCu) October 12, 2021

Haber gobernado tanto tiempo desconociendo el sentir real de la ciudadanía, sin dar espacio a la crítica profunda y a la participación popular, aislados de las bases sociales, justificando sus errores y desaciertos con el bloqueo de los Estados Unidos, sin ver retada su permanencia en puestos de dirección; ha debilitado al poder. Esta negativa a manifestación es evidencia de debilidad, no de fuerza.
Yo creo en el socialismo, pero no como un destino impuesto por la fuerza de la ley, tampoco como un futuro de prosperidad siempre inaccesible que exija fidelidad y constantes sacrificios a sus seguidores; sacrificios que no son compartidos por la clase burocrática.
El socialismo debe ser una opción consciente y ratificada por el pueblo, no solo por un artículo constitucional. Debe ser efectivamente un sistema de justicia social, que genere equidad pero que no esté reñido con la prosperidad y la empresa privada, que tenga en cuenta a los débiles y vulnerables, que erradique la pobreza extrema y favorezca un presente de transformaciones para que nuestros hijos deseen permanecer en este país.
Si la protesta pacífica hubiera sido una práctica política desde el inicio del proceso, es muy probable que no se hubieran acumulado los enormes problemas que tenemos hoy. Pero este modelo no lo permite, por eso es necesario transformarlo y para ello se requiere normalizar el disenso. En caso de que la Constitución sea una barrera impermeable, habría que proponerse cambiarla.
***
[1] Ley de Reforma Constitucional, dada en la Sala de Sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular, Palacio de las Convenciones, Ciudad de La Habana, a los 26 días del mes de junio del 2002, «Año de los Héroes Prisioneros del Imperio». (Publicada en la Gaceta oficial de la República de Cuba: 27-06-2002).

Leer más »

EEUU acusa al régimen chavista de “violar masiva y sistemáticamente los Derechos Humanos” y Caracas responde

Ned Price, vocero del Departamento de Estado de los Estados Unidos, trasladó la exigencia al régimen chavista de poner fin a los “abusos contra los Derechos Humanos” en Venezuela y volver a la negociación con la oposición. Las conversaciones entre las partes “deben conducir a la restauración pacífica de la democracia que el pueblo de Venezuela desea y merece con tanto fervor”, indicó Price.
“Deben dar como resultado el fin de los abusos contra los Derechos Humanos del régimen y el alivio del terrible sufrimiento humanitario de Venezuela y poner fin a una crisis que se ha prolongado durante demasiado tiempo”, enfatizó el portavoz.
Adicionalmente, Price acusó al gobierno Maduro de “violar masiva y sistemáticamente los Derechos Humanos” de los venezolanos.
En las últimas horas el régimen de Caracas anunció que abandonaba las negociaciones en reacción a la extradición a los Estados Unidos de Alex Saab, el empresario colombiano y presunto testaferro de Maduro.
Price dijo que, ante esta decisión, el régimen venezolano “ha dejado muy claro que está poniendo sus intereses una vez más por encima de los intereses del pueblo venezolano”, y que están haciendo prevalecer el caso de “un individuo por encima del bienestar y del sustento de millones de venezolanos”.
El Departamento de Estado expresó que el pueblo venezolano “ha dejado en claro sus aspiraciones de democracia, mayor libertad, prosperidad y un alivio del sufrimiento humanitario que el régimen ha infligido”.
La dictadura venezolana, por su parte, rechazó “categóricamente” las declaraciones de Price y acusó que los Estados Unidos operan como “una poderosa maquinaria mundial para la violación sistemática de los Derechos Humanos y la violación flagrante y permanente del derecho internacional a nivel global”.
“El día de hoy, el Gobierno de los Estados Unidos, protector de la clase extremista política venezolana, ha hecho el peor ejercicio de falsedad e inmoralidad al pretender erigirse y hablar en nombre del pueblo venezolano, cuando en realidad es un verdugo salvaje que ha violado masiva y sistemáticamente los Derechos Humanos de nuestro pueblo”, manifestó el régimen chavista a través de su Cancillería.
En lo que respecta a la extradición de Saab, Caracas acusó a Washington de “una acción ilegal” que demuestra el desprecio de los Estados Unidos por el derecho internacional, según indicó el comunicado del chavismo.
Caracas incluso ha llegado a hablar de “secuestro” y de “una de las agresiones más graves” en la historia de la nación sudamericana, indicando que llevará esta denuncia “a todas las instancias” necesarias para que se imparta “justicia”.
Por otra parte, la dictadura chavista cuestionó que los Estados Unidos no persigan a Colombia como “primer productor de cocaína y tercero en crimen organizado en todo el mundo” y que hayan ayudado al opositor Juan Güaidó “a beneficiarse del expolio, despojo y robo del patrimonio”.
Las acusaciones de Caracas sobre Colombia tienen lugar cuando el secretario de Estado de los Estados Unidos, Antony Blinken, se dispone a aterrizar en la capital colombiana.
Blinken estará en Colombia y Ecuador, desde este martes y hasta el jueves, para tratar temas prioritarios de la región andina: la seguridad y la estabilidad de esta zona de América Latina, así como la restauración pacífica de la democracia en Venezuela y otros temas generales, según informaron Europa Press e Infobae a primera hora de este martes.

Leer más »

El gran daño que el castrismo le ha infligido al béisbol cubano

LA HABANA, Cuba.- Los gobernantes cubanos se aprestan a declarar este 19 de octubre al béisbol como Patrimonio Cultural de la Nación Cubana. El hecho tendrá lugar en el estadio Palmar del Junco, en la provincia de Matanzas, donde en la segunda mitad del siglo XIX se jugó el primer desafío organizado del deporte de las bolas y los strikes en nuestro país.
Paradójicamente, esta declaración se produce en uno de los peores momentos de este deporte en Cuba. Sucede cuando el béisbol cubano atraviesa por una extensa sequía de triunfos a nivel internacional, y un éxodo creciente de sus mejores figuras, e igualmente en momentos en que el “deporte nacional cubano” ha perdido la batalla contra el fútbol en lo referido a la preferencia de la afición.
El camino que conduce a la actual debacle cubana en los torneos internacionales habría comenzado a inicios de la revolución castrista, cuando el máximo líder prohibió el béisbol profesional en la isla, y nuestros mejores peloteros debieron emigrar para jugar en otros países. Después vinieron años de aparente fortaleza del béisbol cubano, cuando nuestros jugadores “amateurs” -en verdad eran profesionales, pues solo se dedicaban a la práctica del béisbol, y recibían un salario estatal sin realizar otro trabajo- chocaban contra los verdaderos equipos amateurs de otros países.
Mas, una vez que se eliminó la frontera entre amateurs y profesionales, y los equipos cubanos debieron enfrentar a los mejores peloteros de otras naciones, desapareció la “supremacía” que ostentaban los jugadores de nuestro país. Ha quedado al descubierto el estancamiento de la pelota cubana.
Pero la posición que ocupa un deporte en determinada sociedad no solo se mide por los resultados internacionales que se obtengan, sino también por la pasión que despierte entre los aficionados.
Los cubanos mayorcitos recordarán aquel frenesí que se vivió en Cuba en el año 1969 al celebrarse el Campeonato Mundial en República Dominicana, evento en el cual Cuba derrotó en el juego decisivo a Estados Unidos con la participación clave de los matanceros Rigoberto Rosique y el Curro Pérez.
Toda la nación estuvo pendiente de la transmisión radial de ese juego, y el país saltó de alegría al producirse el último out.
Sin embargo, ya casi nadie se emociona aquí ante un resultado beisbolero, nacional o internacional. Ahora se oyen gritos y euforias cuando Messi o Cristiano Ronaldo meten un gol, o si el Real Madrid gana un partido.
El periódico oficialista Juventud Rebelde acaba de publicar un artículo en el que incluye a “los desafíos mediáticos impuestos por el fútbol globalizante” como uno de los escollos a vencer  para la consolidación del béisbol (“El alma deportiva de Cuba”, edición del domingo 17 de octubre).
Claro, el articulista no quiso o no pudo reconocer que esa pasión por el fútbol -el internacional, pues el que se practica en Cuba a nadie interesa- que hoy exhiben los cubanos, principalmente los jóvenes, no es un resultado espontáneo de ese carácter globalizador que cree apreciar en ese deporte. Ha sido la consecuencia de una saturación en los medios oficialistas cubanos, que han brindado por la televisión todas las ligas futbolísticas del mundo, y ni uno solo de los mejores juegos de béisbol que se celebran en el mundo. Evidentemente, con el objetivo de que el cubano de a pie no vea la labor de los peloteros cubanos en la MLB.
Ahora mismo, en plena post temporada de las Grandes Ligas, casi nada se dice aquí del desempeño que han tenido Yuli Gurriel, Pito Abreu, Luis Robert Moirán, Randy Arozarena y otros. Solo el programa televisivo Meridiano Deportivo dedica cuatro o cinco minutos, de un total de 30 que tiene como duración, para hablar de algunos aspectos de las Grandes Ligas. En los demás espacios de la radio, la televisión y la prensa escrita parece estar totalmente prohibido hablar de la MLB.
Algunos podrían pensar que esta declaratoria del béisbol como Patrimonio Cultural de la Nación oficiaría como una especie de rectificación, como las tantas que han hecho en la dirección de la economía. Mas, no creemos que haya rectificación capaz de borrar los daños que la maquinaria castrista le ha infligido al deporte de las bolas y los strikes.
ARTÍCULO DE OPINIÓNLas opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no necesariamente representan la opinión de CubaNet.
Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.

Leer más »

Guardacostas estadounidenses repatrian a 45 cubanos interceptados en el mar

La Guardia Costera de EEUU repatrió este lunes a 45 cubanos, resultado de tres interceptaciones a embarcaciones precarias en aguas del Caribe, señaló la institución en un comunicado.Una de las intervenciones de los guardacostas se produjo el pasado viernes, a unas 15 millas (24 km) de La Habana. El mismo día se llevó a cabo otra detención a 35 millas (56 km) de Cayo Sal, en las Bahamas y el pasado sábado la Guardia Costera interceptó otra embarcación precaria a unas 40 millas (64 kilómetros) de Cayo Hueso, en el extremo sur de Florida.#Breaking @USCG cutter William Trump’s crew brought 20 Cubans back to #Cuba after picking them up off the #FloridaKey’s coast in unsafe vessels. Family members looking for information about loved ones should reach out to their U.S. rep. or embassy. #DontTakeToTheSea @USEmbCuba pic.twitter.com/ZYCOBOY7i3— USCGSoutheast (@USCGSoutheast) October 14, 2021Una vez a bordo de un barco de la Guardia Costera, los balseros rescatados recibieron atención médica básica, alimentos y agua. Ninguno de los inmigrantes presentaba heridas.“Hay un medio de migración controlado, seguro y legal a Estados Unidos. No seguir este proceso y emigrar por mar no sólo es ilegal, sino que pone en peligro la vida de todos los involucrados”, dijo en un comunicado el teniente Connor Ives, del Séptimo Distrito de la Guardia Costera.En lo que va del presente año fiscal 2021, es decir desde el 1 de octubre de 2020, la Guardia Costera ha interceptado en el mar a 838 cubanos, una significativa escalada de detenciones en comparación con los 49 interceptados en todo el año fiscal de 2020.Según cifras suministradas por las autoridades estadounidenses, en el año fiscal 2019 fueron 313 los inmigrantes cubanos interceptados y en 2018 el número llegó a 259, mientras que en 2017 y 2016 se interceptaron en el mar a 1468 y 5396 cubanos, respectivamente.Cuba acusa a EEUU de incumplir acuerdo y fomentar migración irregularPublicidadLa puerta de entrada de cubanos sin permisos legales a EEUU estuvo abierta hasta el 12 de enero de 2017, cuando el entonces presidente Barack Obama les retiró los beneficios migratorios al cancelar por orden ejecutiva la política de “pies secos/pies mojados”.Desde ese entonces, los cubanos que ingresan de forma ilegal a Estados Unidos carecen del permiso temporal de residencia y, en caso de pedir un asilo político, lo tendrán que solicitar en igualdad de condiciones que el resto de inmigrantes.

Leer más »
 

Contáctenos

 

Si desea contactar NoticiasCubanas.com, el portal de todas

las noticias cubanas, por favor contáctanos.

¡Estaremos felices de escucharlo!

 

Con gusto le informáremos acerca de nuestra oferta de publicidad

o algún otro requerimiento.

 

contacto@noticiascubanas.com

 

Oferta


Si deseas saber como tu sitio de noticias puede formar parte de nuestro sitio NoticiasCubanas.com, o si deseas publicidad con nosotros.

 

Por favor, póngase en contacto para mas detalles.

Estaremos felices de responder a todas tus dudas y preguntas sobre NoticiasCubanas.com. ¡La casa de todas las noticias cubanas!

contacto@noticiascubanas.com


Sobre nosotros

NoticiasCubanas.com es la casa de todas las noticias cubanas, somos un sitio conglomerado de noticias en Cuba. Nuestro objetivo es darle importantes, interesante, actuales noticias sobre Cuba, organizadas en categorías.

Nosotros no escribimos noticias, solo recolectamos noticias de varios sitios cubanos. Nosotros no somos parte, solo proveemos noticias de todas las fuentes de Cuba, y de otras partes del mundo.

Nosotros tenemos un objetivo simple, deseamos brindarle al usuario el mayor monto de noticias con calidad sobre Cuba, y la visión que tiene el mundo sobre Cuba. Nosotros no evaluamos las noticias que aparecen en nuestro sitio, tampoco no es nuestra tarea juzgar las noticias, o los sitios de las noticias.

Deseamos servir a los usuarios de internet en Cuba con un servicio de calidad. Este servicio es gratuito para todos los cubanos y todos aquellos que estén interesados en las noticias cubanas y noticias internacionales sobre Cuba.

 

Términos de uso

NoticiasCubanas.com es gratis para todas las personas, nosotros no cobramos ningún cargo por el uso del sitio de ninguna manera. Leer los artículos es completamente gratis, no existe ningún costo oculto en nuestro sitio.


Proveemos una colección de noticias cubanas, noticias internacionales sobre Cuba para cualquier persona interesada. Nuestros usuarios utilizan NoticiasCubanas.com bajo el acto de libre elección y bajo su propia Responsabilidad.

Nosotros no recolectamos ningún tipo de información de nuestros usuarios, no solicitamos ninguna dirección electrónica, número telefónico, o ningún otro tipo de dato personal.

 

Medimos el monto de tráfico que noticiasCubanas.com recibe, pero no esperamos compartir esta información con alguien, excepto nuestros socios de publicidad. Nos regimos bajo las normas Cubanas en cada cuestión legal, cualquier aspecto no clarificado aquí debe ser considerado sujeto bajo el sistema Legal de Cuba.